Público
Público

Derogación de la reforma laboral El PSOE cambia su acuerdo con Bildu y matiza que no habrá derogación "íntegra" de la reforma laboral

Los socialistas envían un comunicado a medianoche, apenas cuatro horas después de la difusión del acuerdo con Unidas Podemos y Bildu, asegurando que se "anula el punto primero" y sustituyendo "derogación íntegra" por "derogación de la reforma laboral de 2012" y tres modificaciones concretas que ya llevaban en el acuerdo de Gobierno con Iglesias.

Pedro Sánchez en el Congreso de los Diputados
El presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, este miércoles en el Congreso

Giro de 180 grados en el acuerdo entre el PSOE, Unidas Podemos y Bildu para derogar la reforma laboral. Apenas cuatro horas después de alcanzar un compromiso para "derogar íntegramente la reforma laboral del PP" de 2012, los socialistas, a medianoche, han enviado una nota aclaratoria asegurando que se elimina el punto primero de ese acuerdo, que sustituyen con una nueva redacción.

"Derogaremos la reforma laboral. Recuperaremos los derechos laborales arrebatados por la reforma laboral de 2012. Impulsaremos en el marco del diálogo social la protección de las personas trabajadoras y recuperaremos el papel de los convenios colectivos", apunta el PSOE en su nota.

Tras la votación de este miércoles en el Congreso para prorrogar el estado de alarma, Bildu ha difundido un acuerdo rubricado por su portavoz, Mertxe Aizpurua, y los portavoces del PSOE y de Unidas Podemos en el Congreso, Adriana Lastra y Pablo Echenique.

En el acuerdo se recogían varias exigencias de la formación vasca a cambio de la abstención de sus diputados en la ampliación del estado de alarma. "Las fuerzas políticas que suscriben este acuerdo se comprometen a derogar de manera íntegra la reforma laboral del año 2012 impulsada por el PP. La derogación deberá ser efectiva antes de la finalización de las medidas extraordinarias adoptadas por el Gobierno en materia económica y laboral derivadas de la crisis originada por el covid-19", reza el texto difundido por Bildu, en el que aparecen las firmas de Lastra y Echenique.

Cuatro horas después, y a las 12 de la noche, los socialistas han anunciado de forma imprevista un importante cambio en el acuerdo, tan importante, que en su nota aclaratoria dicen abiertamente que el punto primero "se anula" para dar una nueva redacción, completamente distinta, al texto.

El nuevo texto introducido por el PSOE se corresponde de forma literal con la redacción del acuerdo entre los socialistas y Unidas Podemos para un Gobierno de coalición, firmado en diciembre, donde se comprometen a recuperar los derechos laborales arrebatados por la reforma laboral de 2012 y a impulsar en el marco del diálogo social la protección de las personas trabajadoras, así como a recuperar el papel de los convenios colectivos.

Tres puntos del acuerdo para un Gobierno de coalición

Los socialistas ponen sobre la mesa tres reformas concretas y "urgentes" en el marco de las modificaciones en materia laboral: derogación de la posibilidad de despido por absentismo causado por bajas por enfermedad; derogación de las limitaciones al ámbito temporal del convenio colectivo, haciéndolo llegar más allá de las previsiones contenidas en el mismo, tras la finalización de su vigencia y hasta la negociación de uno nuevo; y derogación de la prioridad aplicativa de los convenios de empresa sobre los convenios sectoriales.

De hecho, el primer compromiso de los de Sánchez en el acuerdo con Bildu, la derogación del despido por el absentismo causado por bajas por enfermedad, ya se llevó a cabo en febrero, cuando el Consejo de Ministros, en una reforma impulsada por la ministra de Trabajo, Yolanda Díaz, eliminó el artículo 52d. del Estatuto de los Trabajadores, que permitía el despido con indemnización reducida si se da un determinado porcentaje de faltas de asistencia al puesto de trabajo.

Más noticias de Política y Sociedad