Público
Público

La división en las izquierdas andaluzas dificulta candidaturas unitarias de cara a las municipales

IU deja libertad a los municipios, con el ojo puesto en las diputaciones; Podemos exige para pactar que la marca vaya en la papeleta; Más País busca alianzas; Kichi deshoja la margarita en Cádiz; y Adelante quiere presentar listas en las principales ciudades.

La candidata de 'Por Andalucía' a la Presidencia de la Junta, Inma Nieto, junto a la ministra de Igualdad, Irene Montero, y el titular de Consumo, Alberto Garzón cierran la campaña electoral para los comicios autonómicos del próximo día 19 en Málaga a 17
La candidata de 'Por Andalucía' a la Presidencia de la Junta, Inma Nieto, junto a la ministra de Igualdad, Irene Montero, y el titular de Consumo, Alberto Garzón cierran la campaña electoral para los comicios autonómicos del próximo día 19 en Málaga a 17 de junio del 2022. Álex Zea / Europa Press

Las izquierdas andaluzas han comenzado a preparar las municipales de mayo próximo en un ambiente de división y desconfianza por arriba, como ha revelado la bronca en el grupo parlamentario de Por Andalucía (lo comparten tres diputados de Podemos, una de Más País y otra de IU, la portavoz Inma Nieto), que se ha saldado de momento con la toma de control del mismo por IU y Más País, lo que dificulta candidaturas unitarias.

Las direcciones de todos las formaciones afirman a Público estar dispuestas a hablar con todos los demás para facilitar candidaturas lo más amplias posibles. Sin embargo, el episodio del grupo parlamentario, que ahora mismo controlan IU y Más País, y algunos otros movimientos menores al respecto de las candidaturas en Málaga y Sevilla han revelado que la confianza entre IU y Podemos, que comparten con el PSOE el Gobierno de España, está ahora mismo quebrada en Andalucía.

"Vamos a apostar por candidaturas amplias en las que estén todos. Desde IU vamos a desarrollar los procesos sin demora. Siempre con la puerta abierta y mano tendida a Podemos pero sin paralizar nada", afirman.

"Estamos dispuestos a hablar con todo el mundo. Pero es IU quien cierra puertas", aseguran fuentes de Podemos. "Fórmulas definitivas no las hay, pero trabajamos conjuntamente desde luego con IU y damos margen en las provincias. Hay contactos con la idea de que salga mejor que en las autonómicas", apuntan fuentes de Más País.

Al ser unas municipales, la casuística será amplia y dependerá también de factores locales y de cómo sean las relaciones entre los candidatos y ediles en las diferente ciudades y pueblos de Andalucía. En estas elecciones se eligen más de 770 corporaciones municipales en la Comunidad. IU cuenta con más de 60 alcaldías y más de un millar de concejalías en Andalucía. En las anteriores elecciones municipales, IU, sola o en coalición con otras fuerzas de izquierdas, se presentó en 435 municipios de Andalucía, en los que vive el 91,25% de la población andaluza.

Podemos ha convocado para este fin de semana una conferencia municipalista en Mollina (Málaga) en la que decidirá "la estrategia, el programa marco y las alianzas" ante las elecciones municipales de 2023. En un comunicado, el partido afirma: "Podemos ha mantenido que cualquier proceso de creación de confluencias debe estar presidido por principios irrenunciables como son las primarias vinculantes". Asimismo, según la secretaria general Martina Velarde, "no se contempla que en la marca electoral no aparezca Podemos, toda vez que el reconocimiento de una marca por parte del electorado es clave evitar confusiones como ocurrió el pasado 19J y lograr buenos resultados en los próximos comicios".

IU hizo su asamblea municipalista el sábado pasado. En ella, su coordinador general Toni Valero afirmó: "A nadie se le va a obligar a ir con quien no pueda, pero todas y todos nos comprometemos a sumar cuanto podamos. El compromiso por sumar ha de ser tan honesto como alto es el aprecio que tenemos por IU".

Valero añadió que iban a ser las asambleas locales las que iban a decidir "si IU va a concurrir en solitario o coaligada con otros partidos en su municipio". "Es cada asamblea local la que determina su voluntad de coaligarse con otros partidos con presencia en su localidad", dijo Valero. Las asambleas locales de IU decidirán también, igualmente, cómo se denomina la candidatura, eso sí, "pensando en cómo afecta al partido judicial por el que se eligen los diputados provinciales".

IU y Podemos funcionan en este momento, podría decirse, de forma paralela en la Cámara. El precario acuerdo al que se llegó justo antes de las autonómicas del mes de junio pasado el último día del plazo, minutos antes de su cierre, es ahora papel mojado –IU lo considera un "trágala"–. Así, mientras IU defiende que las decisiones se deben tomar en la mesa de partidos que conforman la coalición, en la que están todos, en Podemos se insiste en que los diputados, al serlo, deben tener cierta autonomía.

De momento, en el próximo pleno del Parlamento intervendrá por segunda vez consecutiva Inma Nieto (IU), la candidata y portavoz,  durante la sesión de control al presidente Juanma Moreno (PP). El acuerdo de la noche de autos entre IU y Podemos recogía una portavocía rotatoria entre ambos partidos, un pacto que ahora ya no se cumple. Otra prueba más de que las relaciones ahora mismo están rotas.

El caso de Cádiz

El caso de Cádiz es especial porque allí entra de manera decisiva Adelante Andalucía, la fuerza andalucista en la que milita, junto a Teresa Rodríguez, el alcalde José María González, Kichi, todo un símbolo. En diversas entrevistas y comunicados, ha dejado caer que el cuerpo le pide parar tras dos legislaturas, pero que no sabe si su partido le va a dejar. La incógnita se despejará una vez que Adelante Andalucía célebre el próximo 21 de octubre su asamblea programática y estratégica, en la que el partido decidirá si se abre a alianzas o no. En ese momento, se sabrá si Kichi se presenta. Después, Adelante convocará primarias. Si el alcalde lo deja finalmente, se abrirá un escenario completamente nuevo en Cádiz.

De momento, IU y Ganar Cádiz buscan mantener la alianza que les ha permitido gobernar los últimos siete años, a la espera de las decisiones que tome Adelante. El objetivo de Adelante, más allá de lo que decidan finalmente en Cádiz, es presentar listas en las poblaciones mayores de 50.000 habitantes y también allí donde obtuvieron buenos resultados en las autonómicas y al mismo tiempo tengan asambleas y candidaturas solventes. A todos los más de 770 municipios de Andalucía no llegan. La idea es ir desarrollando el proyecto poco a poco, sin prisa, pero sin pausa por toda la Comunidad, según las fuentes consultadas por Público.

Más noticias