Público
Público

Galicia Feijóo reclama moderación al PP de Casado para conservar su mayoría en Galicia

El presidente de la Xunta adopta un discurso amplio y "de centro" para lograr un tercer mandato consecutivo, mientras sopesa la posibilidad de adelantar las elecciones autonómicas previstas para otoño.

El presidente de la Xunta, Alberto Núñez Feijóo, co el líder del PP, Pablo Casado, y el alcalde de Madrid, José Luis Martínez Almeida, en el stand de Galicia en Fitur 2020, en Madrid. EFE/Lavandeira jr
El presidente de la Xunta, Alberto Núñez Feijóo, co el líder del PP, Pablo Casado, y el alcalde de Madrid, José Luis Martínez Almeida, en el stand de Galicia en Fitur 2020, en Madrid. EFE/Lavandeira jr

Ante el gobierno de izquierdas en la Moncloa, el presidente de la Xunta de Galicia, Alberto Núñez Feijóo, pide a Pablo Casado “moderación” y un discurso “de centro” para liderar la oposición y hacer frente a la coalición progresista. Feijóo se enfrenta este año a las elecciones autonómicas gallegas y su mayoría absoluta puede peligrar. Según la última encuesta del CIS, si se celebrasen de nuevo otras elecciones generales, el PSOE sería el partido más votado en Galicia, con un 3,3% más de votos que a nivel nacional.

Es por ello que el líder del PP gallego necesita un mensaje amplio y disperso para mantener su liderazgo por tercer mandato consecutivo, algo dispar a la estrategia que ha tomado su compañero de partido en Madrid ante la pérdida de las elecciones generales en 2019. El 28 de abril, según el Centro de Investigaciones Sociológicas (CIS), el Partido Socialista de Galicia (PSdeG-PSOE) superó al Partido Popular de Galicia (PPdeG) con un 32,13% de los votos.  

En el último llamamiento electoral el grupo popular recuperó votos y superó por muy poco a los socialistas, empatando con 10 escaños. El CIS pronostica que, de volverse a repetir las elecciones, algo que no disgustaría a Feijóo, el 22,4% de votos irían para el partido encabezado por el socialista Gonzalo Caballero. El PPdeG quedaría por debajo obteniendo el 21,2%. Por detrás, Unidas Podemos (UP) se mantendría como tercera fuerza y en cuarta posición el Bloque Nacionalista Gallego (BNG). Ciudadanos y Vox no tienen representación en Galicia.  

El CIS pronostica que, de volverse a repetir las elecciones, el 22,4% de votos irían para el partido socialista

De esta manera, las elecciones gallegas, vascas y un posible adelanto electoral en Catalunya dibujan el mapa demoscópico para este año. De hecho, también algunas voces del Parlamento Gallego contemplan un posible adelanto de las elecciones para antes del verano, algo que le permitiría ganar ventaja al PP al coger desprevenidos a algunos partidos. Además, evitaría una de las épocas más duras para Galicia y en dónde más se visibilizan los recortes de la Xunta: los incendios.

Asimismo, si las elecciones autonómicas que están previstas para septiembre se adelantasen, habrán entrado en vigor en el primer trimestre algunas medidas del Gobierno gallego como guarderías gratuitas para los segundos hijos o sucesivos, propuesta de la Consellería de Política Social. De la misma manera, las propuestas y reformas de la coalición del Gobierno Central no habrían dado del todo sus frutos y no auparían a Gonzalo Caballero cara una posible victoria.

El 1 de enero la Xunta ya publicó en su plataforma digital la licitación de los procedimientos administrativos, es decir, los servicios de impresión, planificación, organización, ejecución, etc., y otras actividades organizativas necesarias para la realización de las elecciones al Parlamento. En las anteriores convocatorias, estos contratos no se publicaron hasta tres meses antes de la fecha para ir a votar. El Ejecutivo Autonómico no puede evitar el anuncio y está obligado a publicarlo en el Diario Oficial de las Comunidades Europeas.

Sesión en el parlamento de Galicia de enero. / PARLAMENTO DE GALICIA

Sin embargo, en una entrevista de Europa Press al actual presidente de la Xunta, Feijóo comunicó la intención de agotar el mandato al no contemplar “razones” para el adelanto electoral. Además, afirmó que su Ejecutivo “funciona con absoluta fluidez”. De todas maneras, sí que ha hecho dos cambios significativos que implican una remodelación en su gabinete para la construcción de su figura política.

Feijóo modificó su círculo más cercano y nombró a Marta Varela como Directora Xeral del Gabinete de Presidencia, periodista que llevaba los medios en el Gabinete de Presidencia de la Xunta. Al mismo tiempo, colocó a Álvaro Pérez López como Secretario Xeral del Gabinete de Presidencia, figura que lleva trabajando 18 años con el líder del PPdeG y con el que ganó las elecciones en 2009.

El foco en el Sergas

En el Parlamento Gallego, la planificación del primer período de sesiones suele programarse a finales de año, sin embargo, no se ha convocado el primer pleno de 2020 hasta esta semana. En él, el PPdeG ha tenido que enfrentarse a uno de los temas más controvertidos para la Xunta y el Sergas: el cierre del paritorio de Verín. El Ejecutivo autonómico ha vuelto a votar el pasado jueves en la Cámara gallega en contra de la reapertura del paritorio del Hospital Comarcal ourensano.

El “no” vino a raíz de una iniciativa del BNG que reclamaba la rectificación de suprimir la sala de partos y de desmantelar urgencias pediátricas. Días más tarde, ante las críticas y las posibles secuelas de cara a las elecciones, Feijóo reculó y este sábado el Sergas anunciaba la reapertura del paritorio. Han sido las movilizaciones sociales y la lucha por la sanidad pública lo que ha conseguido que en Verín se contraten dos pediatras y se reabra el servicio a principios de febrero. A pesar de haberlo conseguido, el feminismo gallego sigue más alerta que nunca en la provincia: la manifestación unitaria del 8 de marzo, Día de la Mujer, transcurrirá en Ourense.

Por otra parte, los médicos de atención primaria llevan manifestándose más de un año y el Sergas no escucha sus peticiones. Ante la falta de contratación, los centros de salud están desbordados y las malas condiciones impiden ofrecer un servicio de calidad a los pacientes. Las enfermeras siguen denunciando la precariedad que envuelve su profesión y piden datos reales y transparencia al Gobierno autonómico. Igualmente, continuarán manifestándose en febrero. 

¿Gobierno de coalición también para Galicia?

El líder del PSdG-PSOE, Gonzalo Caballero, explica que el reto del partido es “conseguir un cambio liderado por los socialistas” y añade que “se acabó el tiempo de las mayorías absolutas en Galicia”. Insiste en que salen a ganar las elecciones, confiados, pero sin triunfalismos, y esperan que los gallegos que votaron en 2019 vuelvan a las urnas. Ante unas repentinas elecciones, Caballero cuenta que “El PsdeG-PSOE tiene los deberes hechos” y que están preparados para el calendario que decida el Partido Popular.

El presidente de la Xunda de Galicia, Alberto Núñez Feijóo, y el presidente del Gobierno entonces en funciones, Pedro Sánchez,en un acto en La Toja, el pasado octubre. E.P./Beatriz Ciscar
"Feijóo sabe que su tiempo ha terminado", declaró el Secretario Xeral de Podemos Galicia

Además, hace referencia a la relación del Gobierno Autonómico con el nuevo panorama político en La Moncloa: “El PPdeG está jugando sus últimos tiempos en una línea de confrontación con el Gobierno de España, poniendo a la Xunta a disposición de la estrategia de Casado, algo que no le ha dado resultados”. Señala que “hay una nueva Galicia de signo progresista” ante un PP que ha obtenido en 2019 “los peores resultados a lo largo de toda la historia democrática”. 

Por su parte, el Secretario Xeral de Podemos Galicia y diputado en el Congreso, Antón Gómez-Reino, manifestó en una entrevista de Radio Nacional Española (Rne) que a Galicia le espera un Gobierno de Coalición como el que se está poniendo en marcha en Madrid. El diputado cuenta a que “Feijóo sabe que su tiempo ha terminado” y que la encuesta del CIS certifica una “amplísima mayoría social que apuesta por un Gobierno de progreso, que de verdad gobierne para la ciudadanía, y no por esa enorme y costosísima maquinaria de propaganda en la que el PP ha convertido a la Xunta”.

En cuanto a la convocatoria electoral, Gómez-Reino sostiene que el líder del PP “adelantará o no las elecciones en función de lo que le interese a él, personal y políticamente” y asegura que “todo el mundo sabe que no volverá a ser presidente”.