Público
Público

Lazo blanco Torra retira la pancarta del Palau de la Generalitat, coloca otra y anuncia una querella contra la Junta Electoral

El president Torra anuncia que presentará este viernes un recurso contencioso administrativo y la semana que viene una querella contra la Junta Electoral Central "por un presunto delito de prevaricación". Además, coloca otra pancarta en el balcón del Palau de la Generalitat en la que se puede leer: "Libertad de opinión y expresión. Artículo 19 de la Declaración Universal de los Derechos Humanos".

Publicidad
Media: 5
Votos: 1

La nueva pancarta en el balcón del Palau de la Generalitat, con el lema "Libertad de opinión y expresión. Artículo 19 de la Declaración Universal de Derechos Humanos". (ALEJANDRO GARCÍA | EFE)

Dos trabajadores de la Generalitat han retirado este viernes a las 12.27 horas la pancarta con el lazo amarillo y la pancarta con el lazo blanco con el lema Libertad presos políticos y exiliados de la fachada de la institución pública.

La Junta Electoral Central (JEC) había requerido al presidente de la Generalitat, Quim Torra, retirar la pancarta con el lazo amarillo para preservar la neutralidad de las instituciones durante el periodo electoral y el líder del Ejecutivo pidió un informe al Síndic de Greuges sobre despejar de símbolos los edificios públicos.

Tras el informe del Síndic emitido el miércoles que recomendaba retirarlos, trabajadores de la Generalitat cubrieron la pancarta del lazo amarillo con otra con un lazo blanco con una franja roja y, en un acto ese mismo jueves, Torra aseguró que defendería hasta las "últimas consecuencias" derechos como el de la libertad de expresión, de manifestación y a la autodeterminación de Catalunya. 

Tras la retirada de los lazos, el president Torra ha confirmado a través de un comunicado que presentará este viernes un recurso contencioso administrativo contra la decisión de la Junta Electoral para pedir la suspensión inmediata de sus acuerdos sobre la retirada de los lazos amarillos de edificios públicos, y la semana que viene presentará una querella "por un presunto delito de prevaricación" de este organismo del Estado.

Torra considera que las resoluciones de la JEC son "manifiestamente injustas porque son arbitrarias, como se demuestra en la notificación de anoche, donde exigía al presidente hacer cosas que la Ley no le permite".

Según Torra, la JEC ve una grave vulneración de la ley en un cartel, pero no ven ninguna irregularidad "en que un partido político haga campaña desde el estrado del Tribunal Supremo, donde dos miembros de la JEC están juzgando" a diversos candidatos que se presentan a las elecciones generales y municipales.

Pero apenas un par de horas después, pasadas las 15 horas, miembros del equipo de Torra han colgado este viernes pasadas las 15 horas una nueva pancarta en el balcón de la fachada del Palau de la Generalitat en la que se lee: "Libertad de opinión y expresión. Artículo 19 de la Declaración Universal de los Derechos Humanos".

Cuando surgió la controversia, Torra defendió que situar lazos amarillos en las fachadas de los edificios públicos era un ejercicio de libertad de expresión, por lo que la nueva pancarta alude a la reivindicación del presidente.

Adiós también al lazo blanco en Economía

Además, el lazo blanco situado desde ayer en la fachada de la sede del Departamento de Economía de la Generalitat, que sustituyó a uno anterior de color amarillo, ha sido retirado este mismo viernes por la mañana, han confirmado fuentes de esta consellería.

Por su parte, la consellera de Cultura, Laura Borràs, ha asegurado este viernes que no ordenará quitar lazos tras el requerimiento de la "Junta Inquisitorial Central", pero ha apuntado que probablemente no será necesario que los Mossos actúen porque quizás los retirarán los propios funcionarios.

La JEC ha acordado llevar al presidente catalán, Quim Torra, a la Fiscalía por la responsabilidad penal en que pudiera haber incurrido al mantener los símbolos independentistas en los edificios públicos de la Generalitat y ha ordenado a los Mossos d'Esquadra que los retiren antes de las 15.00 horas de este viernes.

En una entrevista en la Cadena Ser Catalunya, Borràs ha asegurado que ve a Torra "determinado" y ha recordado que asumió el cargo de presidente de la Generalitat con "plena asunción de las consecuencias" en una situación que cree que es de "represión".

Después de que los lazos hayan desaparecido ya de la sede de Departamento de Economía, Borràs no ha querido aventurar qué pasará en otros edificios de la Generalitat, pero ha asegurado que en los que son de su competencia no va a dar la orden de retirar lazos.

"No he dado la orden ni la voy a dar", ha remarcado la consellera, quien no obstante ha hecho hincapié en que son los funcionarios los que colocaron esos símbolos y los que también podrían quitarlos para evitar la intervención de los Mossos.

"El otro día vimos que trabajadores públicos, que habían colocado los lazos, ellos mismos pusieron el lazo censurado (el blanco con la franja roja); a nosotros nos violenta usar la policía contra las instituciones, no nos sentimos cómodos y quizás no tendremos que ver estas imágenes -de Mossos actuando-", ha afirmado.

La consellera, que dejará este cargo el domingo para ser candidata de JxCat al Congreso. Su sustituta será Mariàngela Vilallonga, catedrática de filología latina en la Universidad de Girona y vicepresidenta del Institut d'Estudis Catalans (IEC).

Más noticias en Política y Sociedad