Público
Público

Montero apuesta por regular la objeción de conciencia para que se practiquen abortos en todos los hospitales públicos

La ministra de Igualdad explica que se debe de entender que "los profesionales sanitarios no quieran realizar ciertas prácticas". Sin embargo, apunta que "ese derecho individual no puede impedir el ejercicio efectivo de un derecho fundamental de las mujeres".

Irene Montero, ministra de Igualdad, en una rueda de prensa.
Irene Montero, ministra de Igualdad, en una rueda de prensa. Rodrigo Jiménez / EFE

La ministra de Igualdad, Irene Montero, aseguró el miércoles a través de su Twitter personal la reforma de la ley del aborto ante la objeción de conciencia en un hospital público que había obligado a una mujer a abortar en una clínica privada. La ministra aseguraba: "El derecho de las mujeres a decidir sobre sus propios cuerpos debe estar blindado por ley". 

En una entrevista en la Cadena SER, Montero aseguró que se debe regularizar la objeción de conciencia "como hicimos con la ley de la eutanasia", declaración que confronta con la de Carolina Darias, ministra de Sanidad, que expresaba su rechazo a regularla. La ministra de Igualdad explica que "como derecho individual, debe protegerse" y "todos debemos entender y respetar que los profesionales sanitarios no quieran realizar ciertas prácticas".

Sin embargo, apunta que debe de haber profesionales en los hospitales públicos que realicen estas intervenciones, puesto que "ese derecho individual no puede impedir el ejercicio efectivo de un derecho fundamental de las mujeres". Ese derecho de los sanitarios "no puede estar por encima del derecho de las mujeres a decidir sobre su propio cuerpo", reafirmaba jueves la ministra. La objeción está permitida en la ley orgánica de salud sexual y reproductiva y de interrupción de voluntaria del embarazo, aprobada en marzo de 2010, Irene Montero ha explicado este jueves en una entrevista en la Cadena SER que ese derecho de los médicos "en la práctica se está usando para impedir el derecho efectivo al aborto en los centros públicos".

La objeción de conciencia, según Montero, debería de seguir determinadas pautas como la comunicación por adelantado y por escrito

La objeción de conciencia, según Montero, debería de seguir determinadas pautas como la comunicación por adelantado y por escrito, de tal manera que con un "registro centralizado" todos los hospitales públicos pudieran garantizar que hay personal para realizar la interrupción voluntaria del embarazo. Además, aboga por incluir la regularización en la reforma de la Ley de Salud Sexual y Reproductiva e Interrupción Voluntaria del Embarazo que prepara su departamento. El borrador de esta ley se espera para dentro de tres meses.

Sobre los Presupuestos Generales: "No renunciamos a convencer al PSOE"

Montero: "Estamos en la fase de negociar, y no renunciamos a convencer al Partido Socialista como le hemos convencido en otras cosas muy importantes"

Por otra parte, la ministra de Igualdad, también ha declarado en la entrevista que espera poder convencer al PSOE de la aprobación de los Presupuestos Generales del Estado antes de octubre en el Consejo de Ministros: "Estamos en la fase de negociar, y no renunciamos a convencer al Partido Socialista como le hemos convencido en otras cosas muy importantes". Esta postura difiere de la presentada el miércoles por Belarra y Díaz que aseguraban estar "lejos" o "distantes", por lo que el plazo para aprobar los Presupuestos se alargaría.

Montero ha explicado que desde Podemos se está trabajando para que los presupuestos incorporen sus propuestas. En concreto, habló de la reforma fiscal y la regularización del precio de los alquileres que califica como "urgentes de aplicar". También el incluir un tipo mínimo del Impuesto sobre Sociedades del 15%, una propuesta que recuerda no es exclusiva de Unidas Podemos, sino que es algo que propone la administración estadounidense, la OCDE y 130 países que suman en su conjunto más del 90 % del PIB mundial.

La propuesta de Irene Montero ha reavivado esta semana el debate sobre la conveniencia de la reforma iniciado en julio y se ha sustanciado también este jueves en la Asamblea de Madrid, a cuya sesión plenaria han acudido los diputados de Unidas Podemos  portando pañuelos verdes en señal de protesta.

La presidenta del Gobierno regional, Isabel Díaz Ayuso ha asegurado que está en contra de "obligar" a un médico a actuar contra su derecho a objetar, porque, ha dicho, "salvan vidas y no lo contrario". En cambio, la jefa de la oposición y portavoz de Más Madrid, Mónica García, ha subrayado el derecho de las mujeres a abortar en la sanidad pública cuando se reúnan los requisitos y ha lamentado que Díaz Ayuso les haga "la vida imposible", ya que cree que no se trata de la estricta conciencia de los médicos, sino que pueda haber directrices de la dirección de sus centros o motivos laborales.

Más noticias