Público
Público

NUEVA NORMALIDAD Catalunya multará la práctica del botellón con hasta 15.000 euros  

Esta decisión se anuncia después de que Andalucía también prohibiera el consumo en grupo de alcohol en la vía pública y de que la Generalitat ordenara el cierre de los locales de ocio nocturno a raíz de los rebrotes.

Varias personas disfrutan en la terraza de un bar de Barcelona.
Varias personas disfrutan en la terraza de un bar de Barcelona./Archivo/Europa Press

EFE/Público

La consellera de Presidencia y portavoz del Govern, Meritxell Budó, ha anunciado este martes que quedan "prohibidos los botellones en toda Catalunya" y que el incumplimiento de esta norma será sancionado con multas de entre 3.000 a 15.000 euros.

Catalunya se suma así a la medida impuesta este lunes por el presidente de la Junta de Andalucía, Juanma Moreno, que reunió a los alcaldes de las capitales andaluzas para declarar esta práctica como una "actividad insalubre, nociva y peligrosa" en la actual situación de pandemia, aunque aún no se ha limitado el ocio nocturno en Andalucía como sí lo hizo la Generalitat.

En la rueda de prensa posterior a la reunión del ejecutivo catalán, Budó ha remarcado que "por razones de salud pública no se podrá beber bebidas alcohólicas en el espacio público" y que corresponderá a los ayuntamientos velar por esta resolución del Plan de Protección Civil de Catalunya (Procicat), con la imposición de multas, si es necesario.

Si bien hay municipios catalanes que, a través de sus ordenanzas, ya prohíben el consumo en grupo de alcohol en la calle, Budó ha subrayado que esta medida no es "generalizada" en toda Catalunya.

Por ello, el Govern ve necesario establecer esta norma para "dar cobertura" a los municipios en los que no hay una "prohibición explícita", de manera que estos consistorios puedan disponer de las "herramientas para actuar y sancionar" ante grupos que beben en la calle. Así pues, la consellera ha precisado que la prohibición afecta al "consumo compartido de bebidas alcohólicas en la vía pública y en resto de espacios públicos".

Esta nueva medida llega después de que el Govern decretara el cierre de salas de fiesta y discotecas en todo el territorio para frenar la expansión del coronavirus, ya que la situación epidemiológica en Catalunya es "preocupante", ha recordado Budó.

El Govern tiene en el punto de mira a los jóvenes porque considera que es el colectivo que más ha relajado las medidas de prevención durante la desescalada, así que, después de cerrar locales de ocio nocturno, quiere ahora evitar que el consumo de alcohol en grupo se desplace a la calle. 

Más noticias de Política y Sociedad