Público
Público

Delitos de odio La Policía investiga si la agresión de Valladolid fue motivada por la transfobia

Un joven de 15 años confesó ser el autor de la brutal paliza tras entregarse en una comisaría de la ciudad. La Federación Española de Lesbianas, Gais, Transexuales y Bisexuales (FELGTB) denuncia el tratamiento de los medios a este caso.

Publicidad
Media: 4
Votos: 4

Interior del centro comercial Vallsur de Valladolid - Web del centro comercial

Una persona de 55 años de edad fue agredida a las puertas del centro comercial Vallsur de Valladolid por un menor. Tras el ataque, un vigilante del edificio dio la voz de alarma a la Policía y alertó sobre la "paliza a una mujer".

Cuando los agentes llegaron al lugar de los hechos se encontraron a la víctima inconsciente en el suelo. La Policía investiga se trata de una agresión motivada por transfobia.

Una vez ingresada la víctima en estado grave en el Hospital Río Hortega de Valladolid, el menor, acompañado por su madre, se entregó en la Comisaría de Delicias de la Policía Nacional donde alegó ser el autor de la paliza. En un principio, no existe conexión entre la víctima y el agresor. 

La Policía investiga las causas del ataque y el robo ya que el atacante se llevó el bolso de la víctima. Por el momento se espera que la víctima pueda declarar, algo que inicialmente no pudo hacer debido al estado que presentaba.

Tratamiento tránsfobo en los medios

La Federación Española de Lesbianas, Gays, Transexuales y Bisexuales (FELGTB) ha dedo un tirón de orejas a los medios de comunicación por el tratamiento que se ha dado de esta información. En muchos la noticia se tituló: “Brutal paliza a un hombre disfrazado de mujer", haciéndose eco de una nota de agencias y sin profundizar más o tener más datos sobre la agresión. 

La FELGTB resalta el "poco respeto por el colectivo LGTBI y su inmensa transfobia". “Estamos hartas de que no se nos respete y se nos trate con una identidad que no es la nuestra” afirma Victoria Agud, activista Trans de la FELGTB . “Los medios de comunicación son tan culpables como el agresor, al incitar la transfobia y la discriminación.”

La FELGTB recuerda que existe una guía de buenas prácticas elaborada por esta federación, junto a los Servicios a la Ciudadanía de Comisiones Obreras (FSC-CCOO) que "pretende ser una herramienta para que los medios usen un lenguaje inclusivo y riguroso".

Recueredan que "los delitos de odio, ya sean de violencia machista, LGTBIfóbicos o de cualquier otra índole, aumentan en número cuando son respaldados por un discurso de odio y más aún si ese discurso parte de los medios de comunicación, responsables de informar desde el respeto y la diversidad".

Este diario se hizo eco en un primer momento de una noticia de agencia con ese titular, corrigiendo la versión poco después de su publicación.