Público
Público

Rosell, tras los últimos asesinatos machistas: "Es el momento de controlar más a los agresores"

"Ponemos demasiado el acento en la denuncia, que es una puerta casi cerrada para las mujeres más vulnerables como las migrantes. En este país se ha detenido a algunas de ellas cuando han ido a denunciar a la policía", ha declarado delegada del Gobierno contra la Violencia de Género, Victoria Rosell.

La delegada del Gobierno Contra la Violencia de Género, Victoria Rosell, en la Comisión de seguimiento y evaluación de los Acuerdos del Pacto de Estado en materia de Violencia de Género, a 28 de abril de 2021.
La delegada del Gobierno Contra la Violencia de Género, Victoria Rosell, en la Comisión de seguimiento y evaluación de los Acuerdos del Pacto de Estado en materia de Violencia de Género, a 28 de abril de 2021. E. Parra / Europa Press

En la última semana han sido asesinadas cinco mujeres víctimas y un niño de siete años. Una cifra que podría aumentar a seis mujeres si se confirma la de una mujer en Zaragoza. La actual delegada del Gobierno contra la Violencia de Género, Victoria Rosell, ha declarado en una entrevista en el programa 'Hoy por Hoy' de La Ser, ha declarado ante los actuales acontecimientos que "es el momento de controlar más a los agresores".

"Hay que hacer una reflexión, si el sistema sólo protege llamando y controlando a las víctimas, quizás sea el momento de controlar más y llamar más a los agresores, seguro que podemos mejorar y actualizar los protocolos", ha explicado Rosell en la entrevista.

La delegada ha hecho hincapié en el problema de las denuncias. "Ponemos demasiado el acento en la denuncia. Es una puerta para la salida de la violencia, pero no debe ser la única para solucionar el problema de la violencia porque es una puerta muy estrecha para muchas mujeres que no tienen la posibilidad denunciar, como las mujeres que están en situación irregular", ha apuntado.

"Es una puerta casi cerrada para las mujeres más vulnerables, como las mujeres migrantes en situación administrativa irregular. En este país ha sido comunicado la detención y la devolución de algunas de ellas cuando han ido a denunciar a la policía" indicaba Rosell y añade que "una denuncia no puede proteger como todo un estado".

La delegada ha sido preguntada por Angels Barceló respecto a los protocolos de protección, sobre qué puede estar fallando para que haya ocurrido esta semana fatídica con tantos asesinatos por violencia machista. "Los protocolos de protección siempre pueden mejorar", ha indicado Rosell.

"Hemos detectado que había varias mujeres víctimas de violencia de género en varios ayuntamientos que no estaban relacionados entre sí. Precisamente las más vulnerables migran más, ya sea por motivos laborales o familiares. Esto puede estar pasando en muchos ayuntamientos", ha declarado.

La violencia machista y el fin del estado de alarma

Un aumento de casos preocupantes que coincido con el fin del estado de alarma. Rosell ha declarado que el fin de las restricciones incide en esta subida de casos: "Los agresores tienen esa sensación de que van a perder o han perdido el control de las mujeres que hasta ahora se veía facilitado por el confinamiento y por la limitación de la movilidad".

Tras el fin del estado de alarma, para la delegada se recupera la normalidad en todos los ámbitos, como en la violencia de género que había descendido en ese periodo, y ha alertado de que las situaciones de separaciones y divorcios son especialmente peligrosas para "unas víctimas que no encuentran todo el apoyo social y la sensibilidad que debían".

De confirmarse el asesinato, este fin de semana, de una mujer de 35 años en Zaragoza, la cifra de mujeres asesinadas por violencia de género ascendería a 14 en 2021 y a 1.092 desde 2003. "Sin minimizar el problema, es el año que menos víctimas ha habido desde que se computan", ha recordado Rosell.

Más noticias