Público
Público

El rey consulta a Salgado la situación de la economía

Moncloa amplía a 37 la lista de empresarios para la reunión de mañana. Zapatero cerrará el encuentro con un mensaje público

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

Dos días antes de que el presidente del Gobierno, José Luis Rodríguez Zapatero, se reúna con las 36 empresas mayores del país más la patronal automovilística, Anfac, para hablar de soluciones contra la crisis, el rey recibió ayer a la vicepresidenta económica, Elena Salgado. En el despacho (el Palacio de la Zarzuela no confirma si fue a petición del monarca), el rey preguntó a Salgado por el estado de la economía. En febrero también se reunió con la vicepresidenta.

La Casa Real enmarca el encuentro en los despachos habituales. Sin embargo, hace 10 días, el rey recibió a varios representantes empresariales reunidos por la Fundación Everis, presidida por el ex ministro del PP Eduardo Serra, que le presentaron la Declaración Transforma España: un informe en el que piden cambios urgentes y estructurales en la economía porque ven una pérdida preocupante de España en su posición económica internacional.

Casi la mitad de las empresas que se reunirán con Zapatero el sábado firmaron el manifiesto de Everis, entre ellas, Telefónica, Banco Santander, BBVA, Acciona, Repsol YPF, Iberdrola o Iberia y FCC. Pero el sábado toca ir a escuchar, no a plantear reivindicaciones en primer término.

Zapatero buscará un compromiso en el cónclave con las 36 empresas más Anfac. A continuación, el presidente del Ejecutivo cerrará el encuentro con una intervención pública, según fuentes gubernamentales. Los principales empresarios confirmarán su apoyo en un momento en el que el riesgo de que España tenga que ser rescatada es alentado por muchos de los especuladores que vuelven a mover el mercado a la baja y el coste de colocar la deuda del país al alza.

Finalmente, serán siete empresas más las invitadas por la Moncloa para elevar la representación de ciertos sectores, como la concesionaria de infraestructuras Abertis (controlada por La Caixa), el Banco Sabadell y la editorial Planeta, además del grupo turístico Globalia, de Juan José Hidalgo, la empresa de satélites Hispasat, Hoteles Riu y Técnicas Reunidas.

El propósito de la reunión es hablar de la delicada situación española, víctima de los ataques al euro. En la carta enviada, Zapatero recuerda a las empresas que 'es imprescindible aunar el esfuerzo de todos que permita a la economía española afianzar y acelerar el proceso de recuperación y favorecer así la creación de empleo', como adelantó este diario. Zapatero pedirá a los empresarios que arrimen el hombro e inviertan más en España a cambio de que el Ejecutivo siga ayudando a abrirles nuevos mercados en el exterior.

Las empresas acuden con ánimo constructivo pero advierten de que la inversión en España dependerá de que los proyectos que se les propongan sean rentables, apuntan diversas fuentes empresariales. Otras fuentes ven en la reunión una buena iniciativa pero dudan de que se materialice en algo más que una foto.

En el encuentro no estará el ministro de Industria, Turismo y Comercio, Miguel Sebastián, que no ha sido invitado por Zapatero. Sí acudirá la vicepresidenta Salgado. Fuentes gubernamentales restan importancia a la ausencia de Sebastián, máximo responsable de la política industrial, y recuerdan que tampoco acudirán la ministra de Ciencia e Innovación, Cristina Garmendia, ni el titular de Fomento, José Blanco, informa Antonio M. Vélez.