Publicado: 09.05.2015 16:43 |Actualizado: 09.05.2015 16:43

Sainz saldrá quinto en Montmeló y Rosberg desde la 'pole position'

El español de Toro Rosso logra su mejor actuación en una clasificación. Continúa el dominio absoluto de Mercedes.

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:
El piloto español de Toro Rosso Carlos Sáinz Jr. tras los entrenamientos oficiales del GP de España. /EFE

Carlos Sáinz Jr. tras los entrenamientos oficiales del GP de España. /EFE

MONTMELÓ (BARCELONA).- Después de encadenar las cuatro primeras 'pole positions' de la temporada, el británico Lewis Hamilton hincó, al fin, la rodilla en la sesión de calificación del GP de España, en la que su compañero de equipo Nico Rosberg le tomó el testigo en otra jornada en la que se confirmó que el McLaren de Fernando Alonso sigue lejos de los mejores.

Llegó la Fórmula 1 a Europa y la vida sigue casi igual. Poco se notaron las mejoras de las escuderías para intentar discutir la hegemonía de los Mercedes que, por tercer año consecutivo, lograron un doblete en la sesión de calificación que se ha disputado este sábado en el Circuito de Barcelona.



Y eso que parecía que, tras los entrenamientos libres, los Ferrari habían conseguido rebajar las distancias con los bólidos alemanes. Pero nada más lejos que la realidad. Sebastian Vettel, con un tiempo de 1:26.167, terminó a ocho décimas de Rosberg, mientras que el finlandés Kimi Raikkonen, séptimo, se vio sorprendido por Valtteri Bottas (Williams), Carlos Sainz y Max Verstappen, de Toro Rosso.

Sí que se produjeron variaciones en el duelo entre Lewis Hamilton y Nico Rosberg. El piloto alemán necesitaba en Barcelona presionar a a su compañero de equipo, que hasta la fecha había colocado su coche en el primer puesto de la parrilla en Australia, Malasia, China y Bahrein, las cuatro primeras pruebas del mundial.

El británico confirmó sus malas sensaciones en los entrenamientos libres y fue casi tres décimas más lento que Rosberg, que sólo se vio superado por el líder del mundial en la primera tanda de calificación (Q1).

Así las cosas, Nico es el claro favorito para apuntarse este domingo en Montmeló su segunda triunfo en el trazado catalán, más aun si se tiene en cuenta que 18 de los 24 vencedores del Gran Premio de España han subido en lo más alto del cajón cuando han salido desde la 'pole position'.

Alonso, decimotercero

El que aún está lejos del primer puesto es el español Fernando Alonso. El cambio de continente tampoco parece haber beneficiado a McLaren, cuyos bólidos siguen sin entrar entre los diez mejores de la parrilla. Cierto es que la escuadra británica ha mejorado su desventaja respecto a Mercedes si se compara con los registros de Barein y China, pero siguen a años luz de luchar por los primeros puestos.

Sin embargo, tanto Alonso, decimotercero a tres segundos y una décima de Rosberg, como Button, decimocuarto, se van algo más aliviados tras conseguir disputar la Q2 por vez primera en la temporada.

A pesar de que aún se encuentra muy lejos de la victoria -su gran objetivo a medio plazo-, el asturiano espera dar un paso más en su carrera por evolucionar su monoplaza, si bien el objetivo mañana es acabar entre los diez primeros.

Gran clasificación de Carlos Sainz

Entre sus rivales puede emerger su compatriota Carlos Sainz, que confirmó las buenas sensaciones mostradas en los entrenamientos libres. Su Toro Rosso se mostró más rápido que el de su compañero Max Verstappen y, tras pasar el corte de la Q2, consiguió el quinto mejor tiempo (1:26.773), su mejor actuación hasta la fecha en su primera temporada pilotando un Fórmula 1.

El reto de Sainz, además de acabar por delante de Verstappen, será conseguir que la degradación de los neumáticos no le jueguen una mala pasada en su lucha por rascar puntos en el gran premio de casa.

Menos suerte tuvo el también español Roberto Mehri que, como viene siendo habitual, cerrará la parrilla por detrás de su compañero en Manor Will Stevens, que hoy rodó casi un segundo más rápido que el joven piloto valenciano.

Tras la jornada de calificación, mañana (14.00 horas) será el turno de la carrera que decidirá el vigesimoquinto vencedor de un GP España que se prevé que vuelvan a comandar los Mercedes. La duda está en saber cuál de los dos pilotos de la escudería alemana sube en lo más alto del cajón. Rosberg, de momento, sale con ventaja.