Público
Público

Defensa Termina sin éxito la búsqueda del misil disparado por un caza español en Estonia

El jefe del Estado Mayor de las Fuerzas de Defensa del país señala que el área de búsqueda es demasiado grande y los militares carecen de las capacidades para examinarla completamente.

Publicidad
Media: 2.80
Votos: 5

Formación de Eurofighters. EP

Los militares estonios han dado por terminada la búsqueda del misil disparado por error el pasado 7 de agosto por un caza español en el país báltico sin encontrar el proyectil, según ha comunicado este viernes el jefe de las Fuerzas Aéreas de Estonia, el coronel Riivo Valge.

Según la agencia de noticias rusa Sputnik, Valge ha informado —a través de un comunicado de las Fuerzas Aéreas de Estonia— de que "pese a la búsqueda sistemática, el lugar de la caída del misil no fue identificado". "Todas las opciones razonables se agotaron, la búsqueda activa terminó", ha añadido.

También ha asegurado que "todos los lugares donde en teoría el misil pudo haber caído fueron examinados de manera minuciosa" y que fueron empleados "tres helicópteros y cinco patrullas terrestres, también participaron drones y los zapaderos del Departamento de Rescate".

Las circunstancias de la explosión

Sputnik añade que el coronel ha reconocido en rueda de prensa que los militares estonios no saben qué es lo que pasó exactamente con el misil. "Pudo haber explotado en el aire o al impactar con la tierra, también pudo haberse hundido en la tierra y haber explotado allí, tampoco podemos descartar que el misil tocara la superficie de la tierra sin detonar la sustancia explosiva que portaba", ha indicado Valge.

Por su parte, el jefe del Estado Mayor de las Fuerzas de Defensa de Estonia, Martin Herem, ha señalado que el área de búsqueda es demasiado grande y los militares carecen de las capacidades para examinarla completamente.

Sin embargo, un día después del accidente, el propio Valge aseguró tener información sobre el lugar donde habría explotado el misil español. "Estamos seguros al 95%", señaló al medio estonio ERR.

Valge aseguró que se habían encontrado "circunstancias evidentes" de que el misil habría caído en el punto, como restos de una explosión. Eso sí, las Fuerzas Aéreas no habían localizado restos del propio misil.

"Es muy probable que el misil estallara en el aire", ha indicado Valge al medio estonio, para después concluir: "Estamos seguros de que no hay peligro porque se destruyó antes de tocar el suelo. Aunque no tenemos confirmación directa, seremos precavidos e intentaremos confirmar nuestras teorías".