Público
Público

Xenofobia Gitanos protestan en Roma contra las políticas del Gobierno italiano

El colectivo, que condenó las políticas tras los últimos desalojos de campamentos de gitanos, también ha solicitado  programas de inclusión en las sociedades europeas.

Publicidad
Media: 3
Votos: 2

Gitanos protestan en Roma contra las políticas del Gobierno italiano /EFE (Angelo Carconi)

Las organizaciones internacionales del colectivo de etnia gitana han protestado este jueves frente a la sede de la Cámara de los Diputados de Roma en un encuentro contra las políticas que consideran persecutorias del Gobierno italiano.

El colectivo, que condenó las políticas tras los últimos desalojos de campamentos de gitanos, también ha solicitado al Gobiero (formado por el antisistema Movimiento Cinco Estrellas y la ultraderechista Liga) programas de inclusión en las sociedades europeas. 

Los manifestantes colocaron en el suelo un cartel blanco con letras rojas con frases como "no se puede condenar a un pueblo", "cada pueblo es una riqueza para la humanidad" o "stop a la xenofobia". Además  portaron flores y banderas gitanas y europeas, y gritaron frases contra el racismo y a favor de la inclusión.

El encuentro estuvo organizado por diversas asociaciones y organizaciones en el que participaron un centenar de personas y donde destacó el político, abogado y periodista gitano Juan de Dios Ramírez Heredia, presidente de la Unión Romaní.

Éste afirmó que "las manifestaciones hechas por el ministro del Interior italiano, Matteo Salvini, son realmente preocupantes".

Salvini, que hace unas semanas sugirió realizar una especie de censo para controlar las personas de esta etnia que residen en Italia, también ha anunciado su intención de eliminar todos los campamentos gitanos en el país.

El presidente de Unión Romaní también confió en que "la opinión pública italiana no se va a decantar por esta vía absoluta de perdición y de ignominia" y que repudiarán "las directrices de locura", que fomentan el rechazo al extranjero.

La postura contra este colectivo que defiende Salvini no es nueva ya que, recordó De Dios, durante el último gobierno de Silvio Berlusconi (2008-2011) el entonces ministro del Interior, Roberto Maroni, de la Liga Norte, también propuso "tomar las huellas digitales de los niños" de etnia gitana.