Público
Público

El candidato al Tribunal Constitucional por el PP, Enrique Arnaldo, niega "peajes" y reivindica su presunción de inocencia

La también candidata del PP, la jueza Concepción Espejel, que fue recusada de la causa 'Gürtel', niega en el Congreso haber recibido indicaciones del partido.

Enrique Arnaldo Alcubilla, candidato por el PP al Tribunal Constitucional, durante su intervención en el Congreso este lunes sobre su idoneidad.
Enrique Arnaldo Alcubilla, candidato por el PP al Tribunal Constitucional, durante su intervención en el Congreso sobre su idoneidad. Congreso de los Diputados

El jurista Enrique Arnaldo Alcubilla, candidato del PP para ser nombrado nuevo magistrado del Tribunal Constitucional (TC), no ha querido aclarar este lunes durante su comparecencia en el Congreso si logró la compatibilidad como letrado de las Cortes  y a la vez trabajar en su empresa Estudios Jurídicos y Procesales, SL., con la que llegó a estar imputado en una pieza separada del caso 'Palma Arena' con el expresidente balear del PP Jaume Matas. 

La pregunta se la ha formulado el diputado socialista Odón Elorza, junto a una amplia batería de cuestiones de la misma índole que se han quedado sin aclaración, porque Arnaldo ha advertido de que las respuestas iban a ser jurídicas y no políticas. "No he sido nunca político ni lo seré", ha dicho Arnaldo, que ha reconocido que "he acudido a la Fundación FAES (del PP), eran debates abiertos, académicos, con personas de diferentes sensibilidades". 

Ni ha aclarado Enrique Arnaldo cuántos contratos con Administraciones gobernadas por el PP ha obtenido su empresa, por los que llegó a cobrar cerca de un millón de euros, ni si es "activista" jurídico del PP, en relación a sus maniobras para colocar a fiscales afines, destapadas en unas escuchas telefónicas en el marco de la investigación del caso 'Lezo', sobre corrupción del expresidente de la Comunidad de Madrid Ignacio González

Sobre estos dos casos relacionados con la corrupción en el PP, el caso 'Lezo' y el caso 'Palma Arena', Arnaldo ha reivindicado su inocencia. "Nunca imaginé que tendría que reivindicar en sede parlamentaria la presunción de inocencia. Fui exonerado. Mi paso por un juzgado de instrucción se limitó a declarar en un proceso. No fui acusado ni tratado como tal ni por el Ministerio Fiscal ni por las acusaciones particulares".

Arnaldo se ha definido como jurista vocacional, equilibrado, templado y prudente. "No soy más honrado que ninguno de ustedes pero tampoco menos. Soy muy trabajador, como me enseñaron mis padres, cuya tumba visité hace dos días".

El candidato del PP, cuya idoneidad se debate en el Congreso, ha negado ser militante del PP. "Nunca he recibido cuando fui vocal del CGPJ indicación de ningún partido. No soy persona que reciba instrucciones. Yo no estoy sujeto a ninguna dependencia. Soy y me siento totalmente independiente, sin peajes que nunca aceptaría". 

Arnaldo ha venido a decir que importante no es lo que se haya hecho antes de entrar en el TC, sino que queden "cortadas las raíces", a la vez que ha recalcado la importancia de la apariencia de imparcialidad de los miembros del Constitucional. "No se pierde por el hecho de haber pronunciado una o varias conferencias en una fundación", ha dicho.

En relación a posibles recusaciones que podría recibir por su afinidad ideológica con el PP, ha dicho: "Me gustaría que no frivolizáramos sobre la recusación de un magistrado del TC, debe basarse en su relación con el objeto del proceso".

Concepción Espejel

La otra candidata del PP para ser magistrada del Constitucional, la jueza Concepción Espejel, ha dado explicaciones sobre su recusación en el  proceso sobre la trama Gürtel'. "Fui recusada en el procedimiento de la trama 'Gürtel', la Sala acordó apartarme del procedimiento", ha dicho, animando a los diputados a leer el auto por el que fue separada del proceso. "No fue por proximidad ideológica, esa circunstancia fue rechazada por el pleno, ni por amistad con  María Dolores de Cospedal. Ese  motivo fue desestimado". 

Concepción Espejel en el Congreso
Concepción Espejel en el Congreso. Congreso de los Diputados

Espejel se ha referido a la fórmula que empleó Cospedal cuando en 2015 le entregó la Gran Cruz San Raimundo de Peñafort, dirigiéndose a ella como "querida Concha" y le ha restado importancia. Ha explicado que Cospedal dijo aquello porque Espejel había sido presidenta de la Audiencia Provincial de Guadalajara y colegiada de Honor en aquella provincia manchega y Cospedal había sido presidenta de la región. "Fui recusada por haber sido nombrada como vocal del CGPJ a propuesta del PP", ha indicado. 

"Con la cabeza muy alta lo digo: nunca he recibido indicaciones. He mantenido mi imparcialidad y la mantendré siempre", ha concluido Espejel.

Más noticias