Público
Público

La pugna en la derecha El PP lleva al Congreso la defensa de los toros y de la caza en plena disputa política con Vox

Los conservadores preguntarán al Gobierno si está a favor de la supresión de la tauromaquia y de la prohibición de la caza. También instarán al Ejecutivo a que respete las "tradiciones navideñas de los españoles" en los espacios públicos.

Publicidad
Media: 1
Votos: 2

El presidente del PP, Pablo Casado, y el secretario general del partido, Teodoro García Egea, en el Congreso/EFE

La última sesión de control al Gobierno del año en el Congreso tendrá un poco de Vox. Y es que, el hecho de que el partido de ultraderecha no tenga, al menos de momento, representación parlamentaria, no parece impedir que algunas cuestiones de su agenda y de su programa políticos entren en la Cámara. En esta ocasión, los asuntos son la defensa de la caza y de la tauromaquia, y su impulsor, el PP.

El Grupo Popular ha registrado dos preguntas parlamentarias que le formularán al ministro de Cultura, José Guirao, para que el Ejecutivo se pronuncie sobre la defensa de la tauromaquia y de la caza. El diputado y exministro Íñigo Méndez de Vigo le preguntará a Guirao si está de acuerdo con las palabras de la ministra para la Transición Ecológica, Teresa Ribera, sobre la supresión de los toros.

Ribera aseguró hace unas semanas en una entrevista que, aunque no era competencia de su ministerio, simpatizaba con los planteamientos en defensa de los animales que pedían la prohibición de actividades como la tauromaquia o la caza. "Me gustan los animales vivos y no soy partidaria ni de los toros ni de la caza. Siempre me ha resultado muy llamativo que haya gente que disfrute con ver morir o sufrir a animales. La verdad es que no lo entiendo. Creo que eso está cambiando rápidamente y que los patrones culturales y los valores sociales lo hacen a ese ritmo. Por tanto, y sin interferir en lo que no me toca, simpatizo con esa serie de planteamientos", afirmó.

La ministra se mostró todavía más contundente cuando le preguntaron si prohibiría estas actividades: "Efectivamente, sí"; una respuesta que ha motivado a los conservadores a incluir esta pregunta de Méndez de Vigo para que el ministro de Cultura se posicione respecto a las declaraciones de Ribera.

Pero los de Pablo Casado no solo buscarán que el Gobierno se pronuncie sobre la tauromaquia durante la sesión de control, sino que también quieren conocer si el Ejecutivo está pensando en prohibir la caza. El diputado del Grupo Popular Teófilo de Luis Rodríguez le preguntará al ministro de Cultura por esta cuestión. Además, el presidente del partido ha llevado a cabo este lunes un preludio de las preguntas parlamentarias.

Durante una conferencia en el Club Siglo XXI, Pablo Casado ha cargado contra el ministro de Fomento, José Luis Ábalos, que defendió el pasado domingo que la construcción de la identidad colectiva no debe venir fruto de la imposición y que la visión del país que tiene el PSOE no tiene por qué coincidir con la "casposa" en la que todos los españoles tienen que ser "toreros o cazadores".

"Está llamando casposos a los españoles que cazan o van a los toros", denunció Casado, que identificó las palabras del ministro con "la ingeniería social del PSOE". "Como a ellos no les gusta cazar ni ir a los toros, los que van a los toros o cazan son casposos. Les pido libertad, que dejen de prohibir los toros, que dejen de demonizar a los cazadores o a los pescadores; que dejen de hablar de asesinatos de toros o asesinatos de truchas o asesinatos de corzos", afirmó.

Casado: "Pido que dejen de hablar de asesinatos de toros, de truchas o de corzos. Les pido que dejen de prohibir los toros"

No es la primera vez que los conservadores traen a la Cámara declaraciones o iniciativas sobre los toros o la caza, actividades que han apoyado pública e institucionalmente en diversas ocasiones, pero la agenda parlamentaria parece estar marcada en esta ocasión por la defensa de Vox de estas prácticas.

El partido de ultraderecha no solo se ha pronunciado en multitud de ocasiones a favor de estas actividades, sino que están incluidas entre las 100 medidas de su programa electoral. Vox propone impulsar una "ley de protección a la tauromaquia, como parte del patrimonio cultural español", y blindar la caza "como actividad necesaria y tradicional del mundo rural", para lo que propone eliminar las licencias para los cazadores por comunidades autónomas e instaurar una única licencia en todo el territorio.

Los resultados de Vox en Andalucía (única experiencia en la que la ultraderecha ha logrado obtener representación institucional) parecen haber encendido algunas alarmas en el PP, que, a pesar de que se postula para presidir la Junta de Andalucía (fue el segundo partido más votado en la comunidad), sufrió una importante fuga del voto en favor de Ciudadanos y de Vox. 

En los últimos meses los conservadores se han lanzado a la defensa de algunos postulados y medidas defendidos por otras fuerzas del espectro político de la derecha, como la ilegalización de los partidos independentistas. 

Tradiciones navideñas

La caza y los toros no son las únicas cuestiones que preocupan al PP. A los de Casado también les preocupa la Navidad y, por eso, le van a preguntar al Gobierno durante la sesión de control si es partidario de "respetar las tradiciones navideñas de los españoles en los espacios públicos de su competencia".

El secretario general de los populares, Teodoro García Egea, protagonizó una acérrima defensa de la "navidad española" hace unas semanas en Murcia. Durante el acto de presentación de los candidatos autonómicos y municipales de la región, Egea alabó el trabajo del alcalde de Murcia durante la celebración de las fiestas navideñas en el municipio, unas fiestas que, a su juicio, estaban por encima de varias capitales europeas.

"Nosotros ponemos el belén, el árbol, celebramos nuestras tradiciones y nuestra semana santa, y nos sentimos orgullosos. Y al que no le guste, que se aguante, porque nosotros somos españoles", afirmó el número dos del PP entonces.

Más noticias en Política y Sociedad