Público
Público

Accidente de avión Al menos 41 muertos al incendiarse un avión en un aeropuerto de Moscú

Perteneciente a la compañía rusa Aeroflot, el aparato había despegado del aeropuerto de Sheremétievo con destino a la ciudad de Múrmansk, en el noroeste de Rusia, pero minutos después sus pilotos informaron a la torre de control de problemas a bordo y decidieron regresar y efectuar un aterrizaje de emergencia.

El avión, en llamas, tras aterrizar de emergencia en el aeropuerto de Cheremetievo en Moscú. (REUTERS)

PÚBLICO | AGENCIAS

Al menos 41 de los 78 ocupantes del avión Sukhoi Superjet-100 que se incendió el domingo en Moscú murieron después de que el aparato tuviera que aterrizar de emergencia.

El Ministerio de Sanidad ruso cifró en 41 los fallecidos al informar esta noche de que sus especialistas atienden a "34 pasajeros y 4 miembros de la tripulación" que han sobrevivido.

Perteneciente a la compañía rusa Aeroflot, el aparato había despegado de Sheremétivo a las 18.02 hora local (15.02 GMT), pero menos de media hora después el avión retornó al aeropuerto de partida, donde realizó un aterrizaje de emergencia envuelto en llamas.

Los ocupantes de la aeronave fueron evacuados por los toboganes de emergencia y la evacuación se realizó en 55 segundos, por debajo de los 90 segundos previstos en las normas, ha destacado un portavoz de la compañía aérea.

El presidente de Rusia, Vladímir Putin, expresó sus condolencias a los familiares de las víctimas e impartió instrucciones para prestarles toda la asistencia requerida, informó el Kremlin.

Según algunas fuentes, una de las causas más probables del retorno del aparato a Sheremétivo fue el impacto de un rayo que afectó al funcionamiento de los equipos de abordo.

En los vídeos difundidos en las redes sociales se puede ver a los integrantes del avión bajar por un tobogán de seguridad y correr por la pista mientras una parte del aparato continuaba ardiendo en llamas.

Aeroflot aseguró que la evacuación de los pasajeros se llevó a cabo en 55 segundos en cumplimiento con las normativas.

El Sukhoi Superjet 100, el primer avión civil diseñado en Rusia tras la caída de la URSS, ha tenido varios incidentes en los últimos meses.

El mes pasado, un aparato del mismo modelo no pudo despegar para cubrir la ruta entre las ciudades de Moscú y Voronezh, por "un fallo técnico".

En marzo, otro aparato SSJ-100 se vio obligado a regresar al aeropuerto de partida en Moscú por grietas en el parabrisas.

De acuerdo con el periódico Védomosti, la compañía irlandesa CityJet, la única que operaba los SSJ-100 en Europa, renunció a su uso en enero de 2019.

Los medios locales también se hicieron eco de las preocupaciones con el avión ruso expresadas por la mexicana Interjet, supuestamente descontenta con el servicio postventa de la aeronave y la demora en la llegada de las piezas de repuesto.

El SSJ-100 siniestrado este domingo realizó su primer vuelo hace apenas dos años, en verano de 2017, según el portal RussianPlanes.

El día de la tragedia el avión había cubierto tres rutas internas de menos de dos horas de duración, precisaron en Aeroflot donde prometieron realizar una investigación paralela a la oficial para dar con todos los detalles de lo ocurrido.

En la agencia de aviación rusa, Rosaviatsia, a su vez señalaron que por el momento es prematuro hablar de una posible prohibición de los vuelos del SSJ-100.

Más noticias de Política y Sociedad