Público
Público

Los bajos niveles de vitamina D serían más graves de lo pensado

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

Muchos adolescentes enEstados Unidos, incluida la mitad de los afroamericanos,tendrían deficiencia de vitamina D si la definición de esacarencia se ajustara a lo que muchos expertos recomiendan.

Ahora, se considera que las personas tienen una deficienciaevidente de vitamina D cuando los niveles en sangre desciendenpor debajo de 11 nanogramos por mililitro (ng/mL), aunque sedebate cómo definir el nivel óptimo de la vitamina.

Algunos expertos opinan que 30 ng/mL o más es un niveldeseable para la salud general, mientras que muchos sostienenque el nivel de corte debería ser 20 ng/mL.

En el nuevo estudio, publicado en la Pediatrics, un equipode investigadores halló que el estándar de 20 ng/mL colocaría amuchos más adolescentes estadounidenses dentro de la categoríade deficiencia de vitamina D.

A partir de datos de una encuesta gubernamental sobre casi3.000 personas de 12 a 19 años, los autores hallaron que el 14por ciento tendría deficiencia de vitamina D, a diferencia del2 por ciento estimado según el estándar vigente.

Es más, el 50 por ciento de los adolescentes negrostendrían deficiencia de vitamina D comparado con hasta el 11por ciento registrado según la definición actual.

Los adolescentes con sobrepeso, que eran dos veces máspropensos que los más delgados a sufrir esa deficiencia,también corría alto riesgo, señaló el equipo de la doctoraSandy Saintonge, del Colegio de Medicina Weill Cornell.

Ultimamente, muchos estudios se ocuparon de la vitamina D,incluido uno que recientemente demostró que el 40 por ciento delos bebés en Estados Unidos tienen niveles vitamínicosinadecuados.

La vitamina D es necesaria para el buen desarrollo ymantenimiento óseo y es clave en la función nerviosa, musculare inmunológica.

Algunos estudios habían asociado los bajos niveles de lavitamina con un aumento del riesgo en los niños de desarrollardiabetes tipo 1 y, en adultos, de enfermedad cardíaca y ciertoscánceres.

Los últimos resultados, según los investigadores, sugierenque los adolescentes deberían tomar suplementos de vitamina D yque quizás se les deberían controlar sus niveles en sangrerutinariamente, en especial si tienen alto riesgo de sufrir esadeficiencia.

La Academia Estadounidense de Pediatría recomienda que losbebés, los niños y los adolescentes reciban 400 unidadesinternacionales (UI) diarias de vitamina D.

La leche, los cereales para el desayuno y el jugo denaranja fortificado con la vitamina son sus principalesfuentes, además de algunos pescados grasos con altasconcentraciones vitamínicas naturales.

Los expertos recomiendan el uso de suplementos cuando losniños no obtienen ese nivel de vitamina a través de losalimentos.

La vitamina D se sintetiza naturalmente en la piel durantela exposición al sol. Ese proceso es menos eficiente enpersonas con piel oscura, que es uno de los motivos por los quelos afroamericanos tienen alto riesgo de sufrir deficiencia dela vitamina.

Los niños y los adultos con sobrepeso correrían peligro desufrir esa carencia porque la vitamina D se almacena en lagrasa corporal. Cuanta más vitamina D se acumula en el tejidograso, menos vitamina activa circula en la sangre.

FUENTE: Pediatrics, marzo del 2009