Público
Público

Referéndum catalán La plataforma 'Madrileños por el derecho a decidir' mantiene su acto

Los promotores, que buscan un nuevo local para este domingo, dicen que "esto no va de independencia sí o independencia no, sino de democracia sí o democracia no"

Publicidad
Media: 3.92
Votos: 13
Comentarios:

'Madrileños por el derecho a decidir' acusan al juez de "excederse" y lo vinculan con el PP / B.A.

"El acto del día 17 es una defensa de los cambios políticos que se necesitan para enfrentar al régimen del 78, esto no va de independencia sí o independencia no, sino de democracia sí o democracia no", declara Elena Martínez, conocida activista y portavoz de la plataforma Madrileños por el derecho a decidir, en la rueda de prensa celebrada este miércoles dónde han dado a conocer que el acto que han organizado sobre el referéndum de independencia en Catalunya "se va a celebrar".

En la rueda de prensa han participado los catedráticos Jaime Pastor y Javier Sádaba, así como los portavoces Pedro Casas y Elena Martínez. Todos ellos, han denunciado la suspensión del acto por parte del juez José Yusty Bastarreche como una censura que revela la "involución democrática" y han defendido el derecho de autodeterminación de los pueblos. Han aclarado que el acto no podrá celebrarse en un local municipal porque es lo que prohíbe el juez, pero que están haciendo gestiones para su celebración en nuevos locales.

"Vamos a seguir adelante con el acto, vamos a delinquir y hacer apología de la democracia"

"En breves haremos público dónde será el acto y las personas que participarán y hablarán en él", afirma la portavoz de la plataforma. Además, en declaraciones para Público, Elena Martínez afirma que "el motivo de la decisión judicial solicitando la suspensión del acto no es solo impedir una importante muestra de solidaridad en Madrid con el derecho a decidir del pueblo catalán, sino tratar de evitar el contagio en otros territorios del virus democrático y republicano que pone en cuestión la ausencia de legitimidad democrática de una Constitución y un régimen incapaces de ofrecer soluciones a los principales problemas de las mayorías sociales".

Los portavoces de la plataforma aclaran que "el recurso del PP y la prohibición del juez suspenden un acto administrativo como es la cesión de un espacio público, pero no la celebración del evento". Señalan la censura sobre esta actividad e inciden en que no es la única vez que se atenta contra la libertad de expresión ya que esto es un ejemplo, junto con leyes como la Ley Mordaza, que "nos están llevando a un estado de excepción sin declaración previa: nos están poniendo unos barrotes que hasta que te empiezas a mover no te empiezan a doler".

Cartel de la plataforma 'Madrileños por el derecho a decidir'

La plataforma ha defendido su derecho a la libertad de expresión, avisando que esta prohibición hace que defiendan con más valor la democracia y el derecho a decidir: "Tenemos el deber en esta batalla entre neofranquismo y democracia de defender el derecho a decidir. Sí, vamos a delinquir, vamos a hacer apología de la libertad de expresión: apología de la democracia. No podemos tolerar esta censura de involución democrática".

Pedro Casas, que presentó la solicitud de cesión del Matadero para la celebración del acto previsto para este próximo domingo, ha explicado que la petición se registró el pasado 12 de junio y que la concejala de Arganzuela, Rommy Arce Legua, confirmó el día 8 de septiembre que se podía celebrar. Desde entonces, ni la organización ni la concejala han dejado de recibir amenazas: "Nos reímos de las denuncias que dicen recibir las alcaldesas de Catalunya comparadas con las que hemos recibido en Madrid, tanto de la Falange de forma violenta como del PP por la vía legal".

Javier Sábada ha leído el manifestó de la plataforma en el que se ha subrayado que "el Gobierno español", contrario a lo que ha hecho hasta el momento, debe tener "la obligación de respetar este legítimo derecho y favorecer que la consulta se realice con plenas garantías democráticas". Además, ha añadido que "no hay un ejercicio más democrático que apoyar que el pueblo elija sobre su futuro".