Público
Público

Unidos Podemos pide la reprobación de Catalá por el presunto chivatazo a González

PSOE y Ciudadanos exigen que el ministro de Justicia, el de Interior, y el fiscal anticorrupción comparezcan en el Congreso para que aclaren si maniobraron para impedir la detención del expresidente de la Comunidad de Madrid.

Publicidad
Media: 4.83
Votos: 6
Comentarios:

El coordinador federal de IU, Alberto Garzón, en su despacho del Congreso. Archivo- JAIRO VARGAS

El grupo de Unidos Podemos pedirá este jueves la reprobación del ministro de Justicia, Rafael Catalá, por las polémicas informaciones surgidas en torno al caso Lezo por el que ayer fue detenido el expresidente de la Comunidad de Madrid, Ignacio González

Por un lado, el pinchazo que revela una conversación entre González y Eduardo Zaplana -exministro de Aznar- en el que ambos daban por hecho, meses antes de que ocurriera, que el nuevo fiscal anticorrupción sería Manuel Moix. Además, tal y como adelantó Eldiario.es, ambos habrían mostrado su entusiasmo por la cercanía de éste con el PP. Por otro, por la noticia de la Cadena Ser sobre el presunto intento de la Fiscalía de paralizar el registro en casa de González y de entorpecer, por tanto, la investigación del caso. A ello se suman las sospechas, desveladas por El Español, sobre un miembro del Gobierno que podría haber dado un chivatazo al exdelfín de Aguirre meses antes de su detención.

Por todo ello, Unidos Podemos -a instancias del coordinador federal de IU, Alberto Garzón- registrará esta tarde una petición para reprobar a Catalá, del mismo modo que en su día fue reprobado el extitular de Interior, Jorge Fernández Díaz. Asimismo, el grupo parlamentario registrará otras tres iniciativas en el Congreso para pedir la comparecencia urgente del propio Catalá, así como del fiscal anticorrupción, Manuel Moix; y del fiscal general del Estado, José Manuel Maza -quien ya ha declarado en la Cámara baja sobre las presuntas presiones recibidas para no imputar al expresidente de Murcia, Pedro Antonio Sánchez-.

Garzón, a su vez, ha exigido "el cese inmediato" de Moix. "El deber del fiscal tiene que ser combatir la corrupción, maniobró para que no se conociese la información de la corrupción del PP porque tenía una estrecha afinidad con miembros del PP", sentenció en un acto en Sevilla en el que anunció las iniciativas que presentarán este jueves en el Congreso.

A ellas se han unido también PSOE y Ciudadanos, aunque no a todas. De hecho, Garzón les afeó su "hipocresía" porque, recordó, "sus votos fueron necesarios para que Rajoy esté gobernando ahora mismo", lamentó el líder de IU.

En cualquier caso, el PSOE pedirá también la comparecencia de Catalá, así como la del ministro del Interior, Juan Ignacio Zoido; y la del fiscal general del Estado, José Manuel Maza, para que "aclaren las maniobras para obstaculizar la investigación de la corrupción del PP". 

Ciudadanos, por su parte, también pedirá la comparecencia urgente de Catalá para que dé cuenta de los supuestos "chivatazos" dados a González y las supuestas presiones de la Fiscalía Anticorrupción para impedir un registro en la operación Lezo. "Si es cierto, es de una gravedad extrema que quien tiene que investigar un delito dé instrucciones de no investigar delitos", consideró Albert Rivera a la entrada de un acto en Madrid. Para el presidente de C's, tanto el ministro de Justicia como el Gobierno al completo "ya tienen demasiadas sospechas de control sobre los fiscales y sobre chivatazos", concluyó.

Catalá pide "no especular" en torno a la 'operación Lezo'

El ministro de Justicia, Rafael Catalá, ha exigido este jueves "mantener el máximo respeto" a la acción de la justicia, de las instituciones y de la Fiscalía, que "defiende el interés general y el cumplimiento de la legalidad", tras la detención de González.

En el transcurso de su intervención en el acto de inauguración de las X Jornadas Científicas de la Difusión de la Investigación en Cuenca, Catalá también ha pedido "confianza en las instituciones y la garantía de que España es un Estado de derecho" en el que los procesos judiciales están dotados "de todas las garantías y el derecho a la defensa", ha resuelto.

Tras mostrarse "seguro" de que la investigación "continuará adelante y se sabrá cuál es la realidad de los hechos", el titular de Justicia ha subrayado que se trata de un proceso sometido a investigación judicial "sometida a secreto de sumario", por lo que considera que "lo que no hay que hacer es especular" en torno a una investigación "que tiene unos visos de ser un asunto complejo y por lo tanto no merece la pena andar con especulaciones de lo que no tenemos información".