Público
Público

Catalunya La tensión entre independentistas y policías deja 24 heridos y seis detenidos en Barcelona

Decenas de independentistas consiguieron que la manifestación del sindicato policial Jusapol para reivindicar la labor de los agentes de la Policía Nacional el 1-O no empezara en la plaza de Sant Jaume. Los Mossos terminaron cargando contra los independentistas.

Publicidad
Media: 3.80
Votos: 5

Los Mossos d'Esquadra instantes después de ser rociados con pintura en polvo. | Marta Pérez / EFE

El centro del Barcelona fue este sábado por la mañana lo más parecido a un ring de boxeo al coincidir dos manifestaciones antagónicas: por un lado, una concentración de independentistas en la Plaza de Sant Jaume —unos 6.000, según la Guardia Urbana— y por otro, en Via Laietana, los 3.000 policías que asistieron a la manifestación convocada por el sindicato policial Jusapol para reivindicar la labor de los agentes de la Policía Nacional durante el referéndum independentista del 1-O. La tensión se disparó y derivó en enfrentamientos. Tanta fue la tensión que los Mossos d'Esquadra terminaron cargando contra los independentistas con un balance final de 14 heridos y seis detenidos por los altercados. 

Los detenidos están acusados de atentados a agentes de la autoridad, y una séptima persona está investigada por lo mismo, aunque no la han arrestado, han informado los Mossos. Y el Sistema d'Emergèncias Mèdiques (SEM) ha atendido a un total de 24 personas. Según ha informado a Efe el SEM, 19 de estas personas han sido dadas de alta allí mismo tras ser atendidas por los equipos sanitarios, mientras que otras 5 han sido trasladadas a centros médicos.

El enfrentamiento fue inevitable desde el mismo momento en que decenas de manifestantes independentistas de la Plaza Sant Jaume intentaron llegar hasta la marcha de la asociación policial Jusapol en la Via Laietana, llegando hasta la altura de la plaza del Ángel, donde está el metro de Jaume I. Los concentrados lanzaron pintura de colores con polvo de yeso y otros materiales contra los Mossos y aprovecharon los momentos de desconcierto para avanzar unos metros. 

Por su parte, 3.000 policías de la asociación Jusapol avanzaron por Via Laietana en dirección plaza Catalunya con gritos por la unidad de España y en defensa de la Policía Nacional y la Guardia Civil. También participó el líder del partido de ultraderecha Vox, Javier Ortega, quien hizo un llamamiento a ilegalizar los Mossos.

Los Mossos d'Esquadra decidieron cargar contra los independentistas, explicó un portavoz, después de que éstos lanzaran pintura en polvo contra los agentes y se produjeran "diversos ataques directos contra la línea policial y el lanzamiento de objetos y huevos". "Tras advertir sin éxito a los concentrados en reiteradas ocasiones por megafonía que respetaran el cordón policial, se ha actuado para recuperar el espacio", añadió el portavoz. 

Cambio de recorrido

Aunque la manifestación de Jusapol se enmarcaba dentro de la reivindicación por la equiparación salarial, comunicaron que al final de la movilización realizarían un homenaje a los agentes que participaron en el 1-O, un hecho que hizo saltar las alarmas de los CDR, la CUP, la Asociación Observatorio contra la Catalanofobia y la ANC.

Por ello, decenas de personas pasaron la noche del viernes al sábado en la plaza de Sant Jaume de Barcelona, lo que obligó a Jusapol a aceptar los cambios que desde el departamento de Interior de la Generalitat le invitaban a hacer para cambiar el recorrido de su manifestación con la intención de evitar la confrontación.

Imagen de los independentistas lanzando pintura a los Mossos de Esquadra.| Jon Nazca / Reuters

Amparados por los convocantes, la CUP, la ANC y los CDR, la cifra ascendió hasta más de mil personas cuando amanecía

De esta forma, la manifestación comenzó frente a la Jefatura Superior de Policía, lugar al que se han desplazado cientos de independentistas siguiendo la convocatoria de la CUP, que animaban a lanzar pintura contra la fachada de la Jefatura y contra los manifestantes de Jusapol.

Un Mosso d'Esquadra cae en las cargas contra los independentistas. | Marta Pérez / EFE

Poco antes de las 11.00 horas hubo una carga policial para contener la movilización independentista, que ocupaba la acera de la Via Laietana más próxima a la plaza Sant Jaume, el lugar donde pasaron la noche muchos independentistas. Instantes después, la pintura que en teoría iría dirigida al edificio, finalmente ha acabado siendo utilizada contra la policía autonómica, lo que desembocó en cargas.

Unos frente a otros

Pese al gran dispositivo policial, no se pudieron evitar los momentos de tensión que derivaron en forcejeos con la parte independentista en Via Laietana. Al mismo tiempo, los policías nacionales que se manifiestan ocuparon otra parte de la misma calle, gritando 'Viva España' entre otras consignas, además de hacer sonar silbatos y ondear muchas banderas españolas desde el punto inicial de su movilización.

Otra de sus consignas fue 'Ni un paso atrás', que es precisamente la misma que coreaban en frente los independentistas, en catalán: 'Ni un pas enrere', también con muchas banderas catalanas.

Los manifestantes por la independencia de Catalunya lanzan pintura contra la policía autonómica. | Jon Nazca Reuters

Instantes después de evitar un primer encontronazo entre cuerpos del orden e independentistas, estos últimos decidieron sacar la pintura en polvo para lanzársela a los Mossos en lugar de al edificio de la Jefatura Superior de Policía, como al principio estaba planeado. 

Los mossos acorralan a varios manifestantes parapetados en un material acolchado para disminuir el daño de los porrazos. | Jon Nazca / Reuters

Más noticias en Política y Sociedad