Público
Público

Al menos 25 muertos y 40 heridos en un atentado en un hospital militar de Kabul

El grupo terrorista Estado Islámico reivindica el ataque suicida, realizado por "cinco caballeros del martirio".

Un combatiente talibán, herido durante una explosión, en la entrada de un hospital en Kabul, Afganistán, el 2 de noviembre de 2021.
Un combatiente talibán, herido durante una explosión, en la entrada de un hospital en Kabul, Afganistán, el 2 de noviembre de 2021. Reuters

Al menos 25 muertos y 40 heridos en un ataque suicida con explosivos seguido de varias horas de enfrentamientos en el mayor hospital militar de Kabul. El grupo terrorista Estado Islámico (EI) reivindicó a última hora del martes el ataque, realizado por "cinco caballeros del martirio", según afirmó la organización yihadista en un comunicado difundido por sus canales de propaganda en Telegram, si bien las autoridades talibanes de Afganistán dijeron que hubo seis atacantes.

Este atentado se suma a una creciente lista de ataques y asesinatos desde que los talibanes completaron su victoria sobre el Gobierno respaldado por Occidente en agosto.

Un testigo afirmó que los atacantes "utilizaron armas de fuego y granadas de mano para luchar contra los talibanes". Mientras que el portavoz del Ministerio de Interior Qari Sayed Khosty explicó que el ataque comenzó con una explosión inicial frente a la entrada del hospital militar Sardar Mohammad Daoud Khan, situado en el centro de la capital. Las explosiones fueron seguidas por el asalto al hospital de un grupo de hombres armados. 

El hospital Sardar Mohammad Daoud Khan cuenta con 400 camas y es el principal centro hospitalario militar de Kabul. Está tan solo unos pocos metros de la embajada de Estados Unidos y del Ministerio de Salud afgano.

Según el relato de los hechos del Estado Islámico, la acción comenzó con una explosión causada por un terrorista suicida que hizo estallar un cinturón de explosivos frente a la entrada del hospital. A la vez, otro atacante mató al guardia del centro sanitario y le arrebató su fusil, tras lo cual "otros tres suicidas irrumpieron en el edificio del hospital y atacaron a miembros de los talibanes con ametralladoras y granadas de mano", según el grupo terrorista.

Por último, se parapetaron en el edificio y se enfrentaron a tiros con las patrullas que llegaron a por ellos, además de hacer explotar un coche bomba durante estos choques, según su versión de los hechos.

El gripo terrorista ha reivindicado ataques en al menos ocho de las 34 provincias afganas desde que los talibanes se hicieron con el poder el pasado 15 de agosto, algunos de ellos con decenas de muertos, como el perpetrado contra el aeropuerto de Kabul que dejó 170 víctimas mortales o dos contra sendas mezquitas chií con 80 y 60 muertos, respectivamente. 

Más noticias de Internacional