Público
Público

Dimite el ministro de Educación de Italia por la falta de presupuesto para los colegios y universidades

El 23 de diciembre comunicó su "renuncia irrevocable". Pretendía que las cuentas para su cartera alcanzasen los 3.000 millones de euros en 2020. 

Publicidad
Media: 5
Votos: 3

El hasta ahora ministro de Educación de Italia, Lorenzo Fioramonti. / REUTERS

El ministro de Educación de Italia, Lorenzo Fioramonti, ha presentado su dimisión al primer ministro, Giuseppe Conte, en señal de protesta por la falta de presupuesto de su cartera, según ha confirmado él mismo a Reuters.

De acuerdo con la prensa italiana, Fioramonti ha entregado en las últimas horas una carta de renuncia a Conte, aunque esperará a que pase Navidad para hacer oficial su dimisión.

Preguntado por Reuters, Fioramonti ha confirmado que el 23 de diciembre comunicó su "renuncia irrevocable" a Conte y ha explicado que se debe a que no ha obtenido el dinero que considera necesario para mejorar los colegios y universidades del país.

Fioramonti ya expresó su malestar con el presupuesto general para el año 2020 que se aprobó el martes en el Congreso porque no recogía las aspiraciones financieras de su Ministerio. Su pretensión era que los fondos a la educación llegasen, al menos, a los 3.000 millones de euros en 2020 y era un firme defensor de mantener el aumento del IVA, que finalmente fue eliminado.

El ministro dijo este jueves que su compromiso era "poner la educación, fundamental para la supervivencia y el futuro de cada sociedad, en el centro del debate público" y que siempre subrayó que "sin los recursos adecuados, era imposible detener las emergencias que afectan a la escuela y universidad publica".

"Sin embargo, la verdad es que el Gobierno habría necesitado más coraje para garantizar esa 'línea de flotación' financiera de la que siempre he hablado, especialmente en un área tan crucial como la universidad y la investigación", lamentó.

Y criticó que "nunca se encuentran recursos cuando se trata de la escuela y la investigación, sin embargo, se recuperan cientos de millones de euros en pocas horas para ser utilizados con otros fines cuando hay voluntad política".

La verdadera crisis económica italiana -añadió- es "la pérdida de los talentos y la falta de valorización de la excelencia", que "generan una hemorragia constante de conocimientos y habilidades preciosas, que termina contribuyendo al crecimiento de otras naciones".

Su compromiso "con la escuela y las generaciones más jóvenes no se detiene allí, sino que continuará, incluso más fuerte, como miembro de la República Italiana", añadió.

Según publican los medios, el ministro tiene intención de dejar el partido para formar una grupo parlamentario autónomo con otros miembros del M5S descontentos, pero seguirá apoyando al Gobierno que se formó en agosto pasado entre su formación y el Partido Demócrata y otras fuerzas progresistas. Por el momento, Fioramonti no ha confirmado ni desmentido esa hipótesis.

Quería introducir una asignatura sobre la crisis climática

El ministro, de 42 años y que fue profesor de Economía Política en la Universidad de Pretoria, en Sudáfrica, había anunciado la introducción en el currículo escolar una asignatura obligatoria sobre la crisis climática.

Además, propuso aumentar los impuestos en la bollería y las bebidas azucaradas para proteger la salud de los niños, lo que finalmente fue incluido, aunque con muchas controversias, en la ley de Presupuestos.

Por parte del Gobierno aún no habido respuesta a la dimisión presentada por Fioramonti, pero supone el primer revés para el Ejecutivo, pero sobre todo para el Movimiento 5 Estrellas, cinco de cuyos parlamentarios han abandonado el partido en los últimos meses.

Más noticias de Internacional