Público
Público

La fundación ultrapatriota de Vox dejó de publicar sus cuentas tras el salto de la extrema derecha a las instituciones

DENAES, creada con el objetivo de la "defensa de la nación española" y el "cultivo del patriotismo", no publica el estado de sus finanzas desde 2018, año en el que accedió al Parlamento de Andalucía.

Santiago Abascal
El líder de Vox, Santiago Abascal, durante un pleno en el Congreso. Eduardo Parra / EUROPA PRESS

La "defensa de la nación española" necesita euros. DENAES, la entidad que Santiago Abascal lideró cuando aún estaba en el PP y que hoy responde a los intereses de Vox, ha vuelto a activar las solicitudes de dinero a sus seguidores. Lo hace sin explicar cuánto tiene en la cartera: la última vez que publicaron sus cuentas fue en 2018, un año que se cerró con la llegada de la extrema derecha al Parlamento de Andalucía.

Una mujer con los colores de la bandera de España en su rostro y unos niños jugando con un balón también rojo-amarillo-rojo dan la bienvenida a los visitantes en la web de DENAES. "Colabora. Hazte amigo de la nación. España te necesita", dice el texto que acompaña la imagen.

¿Qué significa exactamente hacerse "amigo de la nación"? En pocas palabras, se trata de realizar "una aportación periódica a la Fundación DENAES", tras lo cual el donante recibirá el agradecimiento de la entidad y "disfrutará de las ventajas" de pertenecer a dicha organización.

Además, podrá acceder a "ventajas fiscales" bajo el amparo de la normativa sobre donaciones a "entidades sin fines lucrativos": de esta manera, quienes ayuden a la ultraderecha obtendrán una "deducción del 75% para los primeros 150 euros donados por personas físicas. A partir de ese importe, las donaciones serán deducibles al 30%, o al 35% si se trata de donaciones periódicas realizadas durante al menos tres años a la misma entidad por un importe igual o superior". 

En el apartado sobre las cuentas de la entidad no hay tanto detalle. Allí figuran los números de la fundación entre 2015 y 2018. El documento de ese último año fue registrado en julio de 2019 y lleva la firma de Abascal en su calidad de secretario general de DENAES y de Ricardo Garrudo, presidente de la fundación y uno de los principales dirigentes de Vox en Cantabria. 

De acuerdo a ese documento, los ingresos de la entidad "por la actividad propia" habían llegado ese año a los 72.496 euros mientras que declaraba 74.825 euros en gastos, lo que arrojaba un saldo negativo de 2.329 euros. En cuanto a donaciones, las cuentas indican que ese año recibió 7.054 euros en tal concepto. DENAES señaló además que tenía entonces tres personas contratadas: dos auxiliares administrativos y un coordinador editorial.

El año de la irrupción

La última publicación de las cuentas de la fundación coincidió con la irrupción de Vox en las instituciones: en diciembre de 2018, la ultraderecha obtuvo 12 representantes en el Parlamento andaluz, un éxito electoral que estuvo seguido por los resultados de las elecciones generales de abril y noviembre de 2019, en las que logró 24 y 52 diputados respectivamente.

La estructura de Vox creció entonces al mismo ritmo que sus ingresos. Por su parte, DENAES se mantuvo al frente de la actividad "patriótica" mediante conferencias y otros eventos, para lo cual pudo nutrirse por primera vez de parlamentarios y diputados. Sus gastos e ingresos en este periodo floreciente de la extrema derecha española son, de momento, un auténtico misterio.  

Más noticias