Público
Público

Catalunya JxCat estudia querellarse contra el Gobierno por la impugnación de Puigdemont

La formación independentista descarta desobedecer al Tribunal Constitucional pero rechaza adoptar un "plan B" a la investidura de Puigdemont

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

Foto de familia del grupo parlamentario electo de JxCat en Bruselas. | Stephanie Lecocq (EFE)

Junts per Catalunya (JxCat)se está planteando presentar una querella criminal contra el Gobierno, que este viernes recurrirá ante el Tribunal Constitucional la propuesta para la investidura de Carles Puigdemont como presidente de la Generalitat.

"Nos planteamos presentar una querella criminal contra el Consejo de Ministros al amparo del Código Penal" porque la acción que anunció ayer el Gobierno y que se materializará es "un ejercicio de intimidación de primera magnitud", ha afirmado el exconseller y diputado de JxCat Josep Rull, en declaraciones a la Cadena Ser.

Rull ha asegurado que no hay "ningún candidato alternativo" a Carles Puigdemont para la investidura, porque "ese plan A es viable, legal, legítimo y en una legalidad basada en la Constitución y en el Estatut".

El Gobierno mantiene su intención de recurrir hoy ante el Tribunal Constitucional la propuesta para la investidura de Carles Puigdemont como presidente de la Generalitat, fijada para el 30 de enero, pese a que el Consejo de Estado no haya avalado su impugnación ahora de forma preventiva.

Además, el portavoz de JxCAT, Eduard Pujol, ha negado este viernes que los partidos independentistas sopesen la opción de "desobedecer" al Tribunal Constitucional (TC) para investir a su candidato, Carles Puigdemont, pero ha rechazado "ceder a las presiones" para buscar un "plan B".

En una entrevista en Catalunya Ràdio, Pujol ha avisado de que si el independentismo se pliega a las exigencias del Estado, esto abrirá la puerta a que se aplique el artículo 155 de la Constitución y se intervenga la autonomía cada vez que desde Cataluña se tomen decisiones que no agraden: "El segundo paso será ceder en absolutamente todo".

El diputado de JxCAT ha tachado de "festival absurdo de la arbitrariedad" los pasos que está dando el Gobierno para evitar la investidura de Puigdemont, ha criticado que "se haya tardado una semana en decir al presidente del Parlament, Roger Torrent, que se porte bien" y ha alertado de que "en Europa no dan crédito a lo que ven".

En este sentido, ha sostenido que hay una "crisis de Estado en España" después de que ayer el Consejo de Estado dictara que no se puede impugnar la investidura de Puigdemont antes de que se produzca.

Más noticias en Política y Sociedad