Público
Público

Madrid Ayuso incumple su palabra de renovar todos los contratos covid de sanitarios en pleno colapso de la sanidad madrileña

Pese a la promesa de mantener 11.000 contratos hasta el 31 de marzo, a muchos ya se les ha notificado que no renovarán y que concluirán sus actividades el 31 de diciembre. Esto se produce durante un pico agudo de contagios en Madrid y la Atención Primaria al borde del colapso.

02/12/2021 Vista de la protesta de Médicos Precarios de Madrid este jueves ante la Asamblea regional, para exigir la renovación del 100 % de los contratos covid
Vista de la protesta de Médicos Precarios de Madrid este jueves ante la Asamblea regional, para exigir la renovación del 100 % de los contratos covid. Mariscal / EFE

Se publicitó a bombo y platillo. Isabel Díaz Ayuso quiso dar el anuncio al comienzo de las navidades. Todos los contratos covid del personal sanitario serían renovados hasta el 31 de marzo. Unos 11.000 contratos temporales que ya de por sí tenían engaño en su formulación, pero que al menos seguirían presentes durante la sexta ola. La realidad es que hay personal sanitario con esos contratos a los que se les ha anunciado que no se les renovará y que abandonarán sus puestos o que volverán a tener contratos de jornada reducida.

La Consejería de Sanidad aseguró tras el verano que al menos 7.500 no serían renovados tras el 31 de diciembre, pero rectificó a comienzos de diciembre tras la escalada de contagios y se prometió su permanencia hasta primavera de 2022. Ahora son varios trabajadores, tanto personal de atención primaria como de hospitales de la Comunidad de Madrid, los que han denunciado que el Gobierno faltará a su promesa y que no se les renovarán los contratos

Esta polémica se produce la misma semana en la que Ayuso ha culpado a los propios trabajadores del colapso de la sanidad madrileña, que está en alerta roja: "Los ciudadanos no tienen que estar esperando y en algunos —centros de salud— no cogen el teléfono, se cuelgan o de repente no hay médicos. Lo vamos a investigar", dijo la presidenta, lo que ha generado la repulsa de sindicatos y trabajadores. 

Además, Madrid se encuentra en un estadio complicado de la pandemia. Tras las palabras de Ayuso advirtiendo que no tomará restricciones por cuenta propia y llamando al autocuidado, la Comunidad ha identificado 13.187 contagios en las últimas 24 horas según la Consejería de Sanidad, con una incidencia acumulada de 809,04 casos (el umbral del riesgo muy alto está en 500 puntos), una ocupación de camas hospitalarias por covid del 5,38% y con las UCI al 14,22% por coronavirus. En los últimos siete días, han fallecido en Madrid por coronavirus 20 personas.

"Sabemos que el 100% no renovarán y que la orden dada hoy por hoy en muchos hospitales es que sólo se renueven los contratos covid nuevos. Que aquellos que previamente tuvieran un contrato de otro tipo (sustitución, guardias, suplencia de reducciones de jornada, intensificaciones...) no se renuevan", declara Ángela, una médica integrante de la plataforma #YoSoyContratoCovid. En el mejor de los casos, a esos trabajadores se les vuelven a ofrecer los contratos que tenían previamente, reduciendo sus horas de trabajo en los centros en pleno momento de saturación de la sanidad.

En los centros de salud, primer bastión que debería reforzarse para evitar el colapso de la sanidad, también se ha comunicado que se prescinde de muchos de ellos. "Más que una ola esto está siendo un tsunami... Llevamos dos semanas horribles", asegura una sanitaria del centro de salud de Goya que todavía no sabe si renovará o no y que ve cómo peligran varios puestos de trabajo, entre ellos el suyo, mientras la situación es límite.

"Nos dijeron que a los 1.500 refuerzos de Atención Primaria nos renovaban con carácter general, pero los que tienen estamento de técnicos superiores o licenciados, que no somos enfermería o auxiliares, seremos todos cesados", lamenta Daniel, gestor covid del centro de salud de Castelló. "Hago estructura, organización, derivación, puntos de información... Este puesto garantiza un buen funcionamiento del centro de salud", asegura el sanitario, que se enteró de su no renovación porque llamó al departamento de Recursos Humanos. 

Por ejemplo, en el Hospital de La Princesa no renovarán 81 contratos covid, de los cuales siete son médicos, además de un intensivista, un neumólogo y varios médicos de Urgencias. En el Hospital Puerta de Hierro han dejado caducar 105 contratos, de los cuales 84 son personal de enfermería. Todos estos cálculos y recopilaciones de datos han sido elaborados por los propios trabajadores ante la desinformación total del Servicio Madrileño de Salud (SERMAS).

Los casos se identifican en todos los centros de la comunidad. Por ejemplo, Carmen, enfermera del Hospital de Móstoles, tampoco ha sido renovada: "Pensaba que me iban a renovar como a todos mis compañeros, pero me llamaron y me dijeron que no tengo derecho a la renovación del contrato covid, pese a que tengo el mismo contrato que el resto de mis compañeros", asegura esta sanitaria a la que se le ha ofrecido el contrato que tenía antes —un 25% de las horas— o bien esperar nuevas ofertas en la bolsa de empleo. 

Desde la Comunidad de Madrid no ofrecen demasiadas explicaciones sobre este asunto y se excusan en dificultades administrativas. "La orden es de renovación de todos. Si no se ha hecho ya a algún profesional, se hará. La baja y el alta son dos actos administrativos distintos y no se comunican a la vez", aseguran. Sin embargo, pasan los días y los que no han sido renovados no tienen notificaciones sobre su presunta reincorporación, mientras que muchos otros aún no tienen ni la baja ni la alta. Un caos administrativo del que hay centenares de trabajadores afectados en un momento acuciante de la pandemia. 

Más noticias