Una de las mejores comunidades autónomas españolas para disfrutar del enoturismo es Cataluña. Y es que esta tierra de viñedos ofrece la posibilidad de descubrir pintorescos pueblos, espacios naturales preciosos y estupendas bodegas, entre las que se encuentran auténticas joyas de nuestro patrimonio.

Si todavía no has disfrutado de este tipo de turismo por esta hermosa tierra, toma nota de estas rutas del vino en Cataluña donde también podrás degustar la mejor gastronomía y con actividades de ocio para todos los gustos.

1Ruta del Vino de Lleida-Costers del Segre

Castell del Remei
Fuente: Wikimedia/Manuel Portero CC BY-SA 4.0

Por las tierras de Lleida puedes realizar un estupendo viaje enológico, en una zona donde se produce el vino con la Denominación de Origen Costers del Segre. Es posible visitar hasta 43 bodegas y recorrer los viñedos que se plantan hasta a más de 1000 metros de altitud en el Pirineo. Según la altitud en la que se encuentren las viñas, comprobarás que las vendimias tienen lugar entre finales de agosto y noviembre, dependiendo de la zona.

Puedes comenzar la ruta en La Pobla de Cérvoles, donde puedes visitar La Viña de los Artistas, una espectacular galería de arte al aire libre, entre viñedos, con esculturas y obras de arte, visitar la bodega y conocer el EcoMuseo del Aceite. Acércate después a Vallbona de Les Monges, donde se encuentra el hermoso monasterio cisterciense de Santa María de Vallbona y sigue hasta Verdú, localidad con un bello casco histórico que celebra a principios de octubre la Fiesta de la Vendimia y el Vino. En el ayuntamiento de Penelles encontrarás el Castell del Remei, con la bodega de vinos finos de mayor antigüedad de Cataluña, y no descubre el casco histórico de Balaguer, donde encontrarás bodegas como Vinessens, donde se ofrecen actividades como la posibilidad de diseñar tu propio vino.