Público
Público

Los pilotos españoles piden aislarse de los pasajeros

El vicepresidente de su sindicato apuesta por separar la cabina,
el baño y la zona de descanso de la tripulación del resto del avión para incrementar la seguridad en los vuelos

José Gómez Barrero, vicepresidente del SEPLA, sindicato de pilotos españoles. RTVE

EFE

MADRID.- El vicepresidente del sindicato de pilotos SEPLA, Javier Gómez Barrero, ha apostado por aislar la cabina, el baño y la zona de descanso de la tripulación del resto del avión como medida más eficaz para incrementar la seguridad en los vuelos.

Barrero ha reclamado que si las autoridades deciden modificar la normativa y protocolos de seguridad aérea tras la tragedia del avión de Germanwings se tenga en cuenta la opinión de los pilotos y profesionales del sector y se adopten medidas de forma consensuada.

"La industria junto a los profesionales deberán buscar una solución para evitar que esto se pueda repetir", ha indicado en referencia a la catástrofe en la que han perdido la vida 150 personas.

"La industria junto a los profesionales deberán buscar una solución para evitar que esto se pueda repetir", dicen los pilotos

En este sentido, ha opinado que lo más eficaz sería aislar la zona de la tripulación, de forma que tanto la cabina de mando como el baño de la parte delantera y el área de descanso de los pilotos durante los vuelos largos esté aislada del resto del pasaje de la aeronave.

Esto implicaría mover la puerta blindada que hay actualmente en la zona de mando hacia la parte posterior del avión, algo que, reconoce, tendría un coste para la industria aeronáutica y las aerolíneas al tener que rediseñar el interior de los aparatos.

En su opinión, obligar a que haya dos personas siempre en la cabina no soluciona completamente el problema.

Gómez Barrero ha explicado que la norma de que hubiera siempre dos miembros de la tripulación en la cabina de mando se eliminó al introducir la obligación de poner puertas blindadas y sistemas de cámaras de seguridad tras los atentados de EEUU del 11S.

No obstante, las compañías aéreas pueden aumentar los requisitos de seguridad establecidos en la normativa vigente.

Más noticias