Público
Público

PP La nueva estrategia de Casado: de la calle a la contra-moción de censura

La nueva estrategia del líder de los 'populares' pasa por llamar "a los españoles a movilizaciones en la calle" y este domingo Casado, Rivera y Abascal se concentrarán en la plaza Colón de Madrid para pedir la marcha de Pedro Sánchez.

Publicidad
Media: 4.33
Votos: 3

El presidente del PP, Pablo Casado, en el Congreso de los Diputados. REUTERS/Susana Vera

Las derechas -Ciudadanos, PP y Vox- corren, desde hace meses, una carrera de fondo. Los tres partidos forman, al mismo tiempo, una potente alianza -cristalizada en los acuerdos de Andalucía- y son adversarios electorales; buscan capitanear un espacio político (y un discurso) similar en un mapa donde las mayorías absolutas no existen desde hace años. El bipartidismo ha sido el claro perjudicado con la aparición de los nuevos partidos.

En el caso del Partido Popular, la irrupción de Vox le está complicando la campaña a un Pablo Casado que reivindica ese PP más "ideológico" lejos de la burocracia que caracterizó el último mandato de Mariano Rajoy. La nueva estrategia del líder de los 'populares' pasa por llamar "a los españoles a movilizaciones en la calle" y este domingo Casado, Rivera y Abascal se concentrarán en la plaza Colón de Madrid para pedir la marcha de Pedro Sánchez, presidente del Ejecutivo. Un acto del que tanto el líder de Ciudadanos como el del PP se atribuyen el mérito de convocatoria.

Pero la maniobra del presidente del PP va más alla. Según fuentes de su entorno, Casado no descarta realizar una moción de censura contra el actual presidente del Gobierno, que llegó al poder gracias, precisamente, a este mecanismo, hace poco más de medio año, llevándose a Rajoy de La Moncloa y al PP del Gobierno.

"No descartamos nada", han sido las palabras de Casado, que ha acusado a Sánchez de ser un "traidor" por aceptar la figura de un relator - una suerte de mediador- en las negociaciones con el Govern de la Generalitat, presidido por Quim Torra. Este miércoles el líder del PP ha calificado al presidente del Gobierno de "felón", "incompetente", "ególatra", "mentiroso compulsivo", "ridículo", "ilegítimo" y "okupa", entre otros.

Casado podría llevar a cabo el procedimiento para iniciar un juicio por traición contra Sánchez no en el Tribunal Supremo sino en el Parlamento, amparándose en el artículo 102 de la Constitución

Joaquín Urías, profesor de Derecho Constitucional y exletrado del Tribunal Constitucional (TC),  explica a Público que la palabra "traidor" adquiere una dimensión importante, porque Casado podría -no solo apelar a una moción de censura- sino llevar a cabo el procedimiento para iniciar un juicio por traición contra Sánchez no en el Tribunal Supremo sino en el Parlamento, amparándose en el artículo 102 de la Constitución.

"Es posible incluso que pidan iniciar un procedimiento por traición. Aunque no tengan la mayoría, simbólicamente sería muy poderoso", apunta Urías, pues la acusación podrá ser planteada por iniciativa de la cuarta parte de los miembros del Congreso, y con la aprobación de la mayoría absoluta del mismo. "El PP no se ha servido antes de este mecanismo porque ni estaba Pablo Casado ni tenían la amenaza de Vox. El discurso sobre el 'presidente ilegítimo' solo puede colar ahora, y este es su enganche", afirma el exletrado del TC.

¿Qué otras opciones tiene Casado?

Urías pone sobre la mesa otras opciones. "Sin llegar a eso, puede plantear una moción de censura, aunque la vayan a perder. Casado se reforzaría". Cuando hay una moción de censura, se debe presentar un candidato alternativo - él, en este caso,- y aunque no tuviera ni si quiera los votos de Cs le permitiría discutir su programa de Gobierno, hablar en el estrado del Parlamento, "y esto antes de las elecciones le viene muy bien".

El profesor de Derecho Constitucional considera que la estrategia de Casado es "muy evidente" y, a su juicio, responde a dos cuestiones. La primera, que los partidos de derechas están preparándose ya para unas elecciones (en mayo de 2019) que no quieren que sean únicamente autonómicas, municipales y europeas, sino que tengan un impacto en todo el Estado. "Creen que es el momento de forzar a Sánchez a que convoque elecciones y tiene que ser ahora. Con esta concentración del domingo, la oposición está empujándole".

pedro sanchez

"Hay un segundo motivo que es el juicio del procés -que empieza la próxima semana-y va a dar mucha cancha a Vox, eso tiene una fuerza evidente"

"Hay un segundo motivo que es el juicio del procés -que empieza la próxima semana-y va a dar mucha cancha a Vox, eso tiene una fuerza evidente", apunta Urías. Javier Ortega Smith, el número dos de la formación de extrema derecha, será el abogado representará a la acusación particular. "Vox va a estar a diario en la televisión preguntando cosas durante el juicio, ahora es el momento en el que el PP quiere contrarrestar eso".

"Antes de que Vox tenga una proyección tan fuerte, es el momento adecuado para que el PP diga: 'nosotros somos más, damos más caña, somos la auténtica oposición'". El exletrado cree que en el PP debe hacerlo ahora antes de que Vox "consiga esa posición de privilegio". 

¿Puede prosperar la moción de censura?

Según establece el artículo 113 de la Constitución, la moción de censura deberá ser propuesta, al menos, por la décima parte de los Diputados (35) a través de un escrito motivado a la Mesa del Congreso y deberá incluir la propuesta de un candidato alternativo a la Presidencia del Gobierno. Su aprobación, requiere el voto favorable de la mayoría absoluta de los miembros del la Cámara Baja, es decir, 176 escaños.

El PP tiene, en la actualidad, 134 diputados. Sumando con Ciudadanos (32), Coalición Canaria (1), Foro Asturias (1), Unión del Pueblo Navarro (2) -que, previsiblemente, le apoyarían-, se quedaría en 170. Solo si convenciese a Nueva Canarias (1) y al PNV (5), la moción podría prosperar. Pero el apoyo de los nacionalistas vascos sería difícil de conseguir; esos 5 diputados fueron la clave para que la moción de Sánchez prosperase, y éste les prometió ciertas concesiones en Euskadi -que ha extendido a su apoyo a los Presupuestos Generales del Estado- de las que el PP se ha mostrado públicamente en contra.

También Rivera ha mostrado objeciones a este mecanismo. Sin ir más lejos, este miércoles afirmaba que "la única manera de sacar a Sánchez de aquí, sabemos contar escaños, es con unas elecciones", destacando que ni siquiera con el apoyo de la formación naranja el PP lograría los votos suficientes para sacar adelante con éxito la moción de censura.

Más noticias en Política y Sociedad