Público
Público

Igualdad Una televisión marroquí lanza un premio a la publicidad menos machista

En un país tradicionalmente machista, la sensibilidad ante comportamientos sexistas es cada vez mayor y hace poco entró en vigor una ley contra la violencia de género que, pese a sus lagunas, castiga por primera vez el acoso sexual en la calle.

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

Una mujer llora junto al cuerpo de su burro, tras descubrir que éste ha muerto, en la región de Alto Atlas de Marruecos. /YOUSSEF BOUDLAL (REUTERS)

Una cadena de televisión marroquí ha creado un novedoso premio para reconocer al anuncio publicitario que mejor contribuya a valorar la imagen de la mujer y que se traducirá en una emisión gratuita de ese reclamo en sus pantallas.

La cadena 2M, pública como todos los canales televisivos en Marruecos, llamará "Tilila" (Libre) a este galardón pensado para romper los estereotipos de mujer-ama de casa a las órdenes de su marido y al servicio de su familia.

Se valorarán aquellas campañas que muestren una mujer activa, conectada, moderna, que gestiona un presupuesto y que decide sobre su vida, en contextos que vayan más allá de lo doméstico.

Hay ya 23 anuncios pre-seleccionados que muestran también a hombres haciendo tareas "tradicionalmente" femeninas, como limpiar la casa.

Esta misma cadena de televisión es la misma que hace dos años provocó un escándalo de proporciones internacionales al emitir un tutorial de maquillaje para mujeres maltratadas con objeto de disimular los moratones en la cara, y que le llevó a pedir disculpas en público.

El pasado mes de abril, la compañía Nestlé tuvo que retirar otro concurso en las redes sociales de Marruecos en el que un joven convoca a varias pretendientes a matrimonio para que muestren sus habilidades culinarias delante de la madre del muchacho.

En un país tradicionalmente machista como Marruecos, la sensibilidad ante comportamientos sexistas es cada vez mayor y hace poco entró en vigor una nueva ley contra la violencia de género que, pese a sus lagunas, castiga por primera vez el acoso sexual en la calle.