Público
Público

El 60% de las provincias españolas sigue en riesgo extremo por la alta ocupación de las UCI

La incidencia ha bajado prácticamente en la totalidad de las provincias, pero la alta ocupación hospitalaria sitúa a más de la mitad de ellas en riesgo extremo. Esto hace que la situación sea más grave ahora que hace un mes.

Personal sanitario del Hospital Parc Taulí de Sabadell (Barcelona) trabaja en la UCI para enfermos de COVID-19. 11/02/2021.
Personal sanitario del Hospital Parc Taulí de Sabadell (Barcelona) trabaja en la UCI para enfermos de COVID-19. 11/02/2021. Quique García / EFE

Los contagios están bajando en todo el país, pero la situación de las Unidades de Cuidados Intensivos (UCI) lleva al 64% de las provincias a una situación de riesgo extremo. Según el semáforo de alertas que acordó el Ministerio de Sanidad con las comunidades autónomas, 32 provincias están en riesgo extremo, 11 en riesgo alto y siete en riesgo medio. Este mapa muestra la situación tan grave en la que sigue España pese a que varias comunidades autónomas han iniciado ya sus desescaladas.

La situación de alerta de las provincias las publica el Ministerio de Sanidad cada jueves en un informe en el que se analizan los niveles de riesgo según varios indicadores: incidencia acumulada de casos en 14 días, incidencia acumulada de casos en 7 días, incidencia acumulada de casos de 65 o más años, positividad, porcentaje de casos con trazabilidad, ocupación de camas de hospitalización y ocupación de camas de UCI.

En el informe del 14 de enero, la mayoría de las provincias mostraban una incidencia que correspondía al riesgo extremo, pero la ocupación hospitalaria aún no era tan alta como para que estuvieran clasificadas en esta alerta máxima. El siguiente mapa corresponde al nivel de alertas de las provincias hace un mes. Entonces había 27 provincias en riesgo extremo frente a las 32 de esta semana.

Esto también coincide con los datos de media del país que se recogen en los informes diarios del Ministerio de Sanidad. La incidencia en 14 días a fecha de este 18 de febrero es de 320, mientras que este viernes 19 ha bajado a 294, y hace un mes era de 689, pero la ocupación de las UCI ahora es del 35% y hace un mes era del 32%. Es decir, aunque el ascenso en un mes no ha sido muy grande, las UCI aún no han notado la bajada de contagios.

Además, aunque los contagios han reducido, incluso la incidencia acumulada en 14 días sigue situando a diez comunidades y las ciudades autónomas de Ceuta y Melilla en riesgo extremo. Los valores para medir estos niveles son: más de 250 casos de incidencia en 14 días sitúa a la comunidad en riesgo extremo, entre 150 y 250 en riesgo alto, entre 50 y 150 en riesgo medio, entre 25 y 50 en riesgo bajo y con menos de 25 ya se consigue estar en la fase de nueva normalidad.

Esta situación de riesgo extremo, junto a la precaución por las variantes, ha llevado al Ministerio de Sanidad a pedir a las comunidades autónomas, en público y en privado, que no se relajen las restricciones. La mayoría de los Gobiernos autonómicos también comparten que no es momento de relajar y así lo han reflejado en las últimas dos reuniones del Consejo Interterritorial del Sistema Nacional de Salud.

La ministra Carolina Darias también se posicionó este mismo jueves en la Comisión de Sanidad del Congreso: "Hay que mantener las medidas restrictivas, no podemos bajar la guardia, tenemos al acecho las variantes y pido un mantenimiento de las medidas en todas las comunidades autónomas y al mismo tiempo", dijo durante su comparecencia. El objetivo es llegar a una incidencia por debajo de los 50 casos, de forma que se permita también que se reduzca la presión hospitalaria.

La OMS pide a Europa no relajar medidas contra la covid y reforzar el sistema sanitario

La Organización Mundial de Salud (OMS) también se ha posicionado en este sentido. Como recoge Europa Press, el director regional para Europa, Hans Kluge, ha confirmado la reducción de casos entre los países europeos, pero a su vez ha pedido que no se levanten las medidas y que se aproveche el descenso para reforzar el sistema sanitario. "Cuando los casos están en niveles más bajos, las autoridades de salud tienen la oportunidad de concentrarse en evaluar y mejorar el desempeño de su respuesta. Con ese fin, he escrito a todos los ministros de salud de la Región de Europa, proporcionando una evaluación de la situación actual y una lista de verificación de acciones adicionales que los Estados miembros deberían considerar", ha explicado en rueda de prensa.

Pese a todo, en España varias comunidades han empezado ya sus desescaladas, aunque los ritmos son distintos. La Comunidad de Madrid es la región con más incidencia y con menos restricciones, ya que desde el pasado jueves el toque de queda así como el cierre de la hostelería se ha establecido a las 23.00 horas.

Más noticias