Público
Público

Temporal Filomena Alumnos con mantas y ropa de abrigo en las aulas por el frío extremo

Las bajas temperaturas afectan a los centros educativos de todo el país. En algunos colegios, se recomienda a los alumnos que acudan a clase con ropa de abrigo o mantas, ya que se deben mantener las ventanas abiertas por la pandemia.

Estudiantes dando clase con abrigo, en una imagen de archivo.
Estudiantes dando clase con abrigo, en una imagen de archivo. CANAE / CANAE

erly quizhpe

La vuelta a las aulas tras las Navidades en algunas comunidades está marcada por el frío extremo. Las alumnas y alumnos de algunos centros han tenido que asistir con mantas, gorros y guantes. En otras regiones, como la Comunidad de Madrid o Castilla La-Mancha, mantienen la suspensión de las clases por el temporal Filomena. La Confederación Estatal de Asociaciones de Estudiantes (CANAE) denuncia que la situación es "insostenible".

Debido a las recomendaciones derivadas de la pandemia, los centros deben mantener la ventilación para evitar la propagación de la covid-19 manteniendo ventanas y puertas abiertas.

Asociaciones y sindicatos alertan de la dificultad de impartir las clases en estas condiciones. "Las aulas han de ser seguras y deben estar bien equipadas para combatir el frío", exige la presidenta de la organización estudiantil CANAE, Andrea G. Henry, a través de un comunicado.

Ante esta situación, algunos centros están recomendando a sus alumnas y alumnos que acudan con ropa de abrigo. Este medio ha tenido acceso al mensaje que ha difundido un instituto de Barbate (Cádiz) a los estudiantes, donde se recomienda que lleven "bastantes capas y calzado apropiado, además de guantes y gorro". En ese mismo centro, los madres se han movilizado para pedir un purificador de aire para uno de los cursos sin resultados. 

En este sentido, el consejero de Educación y Deporte de la Junta de Andalucía, Javier Imbroda, trasladó el pasado lunes su escepticismo por la instalación de aparatos purificadores del aire y aseguró que "los expertos nos dicen que no son sustitutivos de la ventilación natural".

Imbroda propone que "en aquellos lugares donde hace mucho frío", la ventilación "se haga en diez minutos durante los cambios de clases". Y deja caer en manos de los docentes la gestión de la ventilación en las aulas porque son quienes "van a saber gestionar, cuando ventilar, si hace mucho frío, para que se renueve el aire".

Falta de inversión en los centros educativos

Desde la Federación de Enseñanza de CCOO en Andalucía, trasladan a Público que es necesaria la inversión en los centros. "Si no hay inversión nos encontraremos con imágenes de niños con mantas", explica Diego Molina, secretario general de la Federación de Enseñanza del sindicato en la comunidad. Pide que se cumpla con el plan de bioclimatización, que regula la temperatura adecuada para poder llevar a cabo la actividad docente. "En Andalucía, a partir de junio en algunas regiones tenemos temperaturas por encima de los 40ºC dentro de las aulas. Hay que adaptar los centros", recalca Molina.

A través de un comunicado, el sindicato pide "medidas complementarias a la ventilación natural de las aulas, dado que el frío existente dificulta que se pueda realizar actividad lectiva". "La Consejería de Educación debe analizar la actual situación en las aulas andaluzas y dar respuesta a dos olas, una de frío y la otra debida a la Covid-19, que son incompatibles con los actuales medios", afirma el sindicato en la nota de prensa. 

Desde la Confederación Española de Asociaciones de Madres y Padres de Alumnos (CEAPA), trasladan a este medio que las clases presenciales son imprescindibles "porque es el único modelo que garantiza el acceso a la educación en condiciones de equidad e igualdad". Por ello, piden "invertir en educación y garantizar el cumplimiento de los derechos de los niños, niñas y jóvenes" y reivindican "la importancia de un Plan de Salud Ambiental Escolar como herramienta para adecuar, entre otras cosas, las infraestructuras educativas".

En Catalunya, el Govern anunció el pasado domingo que se instalarán purificadores de aire en los colegios donde haga más frío. Durante una entrevista a Rac1, el conseller de Educación de la Generalitat, Josep Bargalló, afirmó que ante la imposibilidad de poner estos aparatos en todas las aulas, la ventilación debería realizarse "unos minutos concretos cada hora". 

En Murcia, la Consejería de Educación y Cultura, trasladó este lunes a los centros educativos que se debía mantener la calefacción en funcionamiento durante las clases. Se pide que el encendido de las calefacciones se realice antes del comienzo de la jornada lectiva para poder mantener durante una hora las ventanas y puertas cerradas. A partir de ahí, establecen que se debe ventilar al menos diez minutos cada hora

El sector de la enseñanza se moviliza para exigir medidas urgentes. Como es el caso de la plataforma Escuelas de Calor, que se ha concentrado este miércoles frente a la Consejería de Educación y Deporte en Sevilla para denunciar "improvisación" de la Junta a la hora de gestionar la situación. 

Concentración de la plataforma Escuelas de Calor en Sevilla para protestar por la situación de las aulas ante las bajas temperaturas. María José López / EUROPA PRESS

"Los centros educativos no están preparados ni para el frío ni para el calor y ahora en esta situación de pandemia que exige tener puerta y ventanas abiertas la situación es muy grave", denunció la portavoz de la plataforma Teresa Pablos ante declaraciones a la prensa. 

Manos congeladas y piernas entumecidas por el frío extremo. Padres y alumnos denuncian que así no se puede dar clase ni realizar exámenes. "Así los exámenes solo se pueden hacer si son online", reclama un estudiante de la Universidad de Castilla-La Mancha a través de Twitter. 

Los exámenes en las universidades

Por su parte, el Sindicato de Estudiantes (SE) pidió este lunes que se cancelaran los exámenes presenciales en las universidades. La secretaria general del sindicato, Coral Latorre, lamenta que la solución que trasladan los rectores al alumnado es que asistan "muy abrigados a los exámenes e incluso con mantas".

"Los estudiantes universitarios llevamos meses siguiendo las clases de forma telemática. Sin embargo ahora, en la cresta de la tercera ola, nos estamos viendo obligados a realizar los exámenes presencialmente", denuncian a través de un comunicado.

"Esta situación es la consecuencia de la incapacidad y abandono del ministerio de Universidades para preparar el periodo de exámenes en este contexto de pandemia y temporal", critican.

Más noticias de Política y Sociedad