Público
Público

El BOE publica ayudas para El Hierro y Lorca

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

El BOE publica hoy un real decreto por el que se adoptan medidas fiscales y laborales respecto a la isla de El Hierro y otro con medidas complementarias para paliar los daños producidos por los terremotos en Lorca del pasado 11 de mayo.

En cuanto a Lorca, el real decreto-ley 17/2011, de 31 de octubre, tiene la doble finalidad de complementar las ayudas previstas en mayo de 2011 para atender la cobertura de los daños y las necesidades no manifestadas inicialmente, y además revisar la regulación de algunas de ellas para dotarlas de una mayor eficacia.

Entre otras medidas que ahora se adoptan se encuentra una línea de ayudas al Ayuntamiento de Lorca para la recuperación del comercio en dicho municipio, al que se destina el 25 % de la dotación para 2011 del Plan de Mejora de la Productividad y Competitividad del Comercio 2009-2012.

La convocatoria específica de ayudas para Lorca dentro del Programa de Reindustrialización del Ministerio de Industria, Turismo y Comercio, que contará, para el año 2012, con una dotación de un millón de euros como subvención y doce millones de euros en anticipos reembolsables, y se mantendrá como mínimo hasta 2013.

Asimismo, la concesión de una subvención directa a la Región de Murcia para financiar la reparación de los daños por importe de un millón de euros, a abonar con cargo al presupuesto 2011 del Ministerio de Sanidad, Política Social e Igualdad.

También el establecimiento de incentivos fiscales en relación con las actuaciones dirigidas a la rehabilitación del patrimonio cultural de Lorca afectado por los movimientos sísmicos.

En la isla de El Hierro se concede la exención de las cuotas del Impuesto sobre Bienes Inmuebles correspondientes al ejercicio 2011 a los inmuebles afectados por las erupciones volcánicas.

Entre las medidas que afectan tanto a Lorca como a la isla de El Hierro se encuentra la autorización de la Tesorería General de la Seguridad Social, a aquellas empresas que tengan trabajadores en alta, así como a los trabajadores encuadrados en el Régimen Especial de Trabajadores Autónomos que hayan resultado afectados por los movimientos sísmicos y las erupciones volcánicas acaecidos en la isla y así lo acrediten.